La Mazmorra Gris
Actualmente el foro se encuentra en etapa de creación.
Es por eso que muchas cosas pueden no estar terminadas.
La fecha de inicio del rol aun no esta fijada pero puedes conectarte y husmear por el foro todo lo que gustes...
La Mazmorra Gris

Rol, Aventuras, Magia, Batallas, Romance, Fantasía, Rol


No estás conectado. Conéctate o registrate

La Mazmorra Gris » Roles » La guerra de los Mil Años

La guerra de los Mil Años

Ir a la página : Precedente  1 ... 18 ... 32, 33, 34, 35, 36, 37  Siguiente

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo  Mensaje [Página 33 de 37.]

1 La guerra de los Mil Años el Dom Abr 09, 2017 3:34 pm

Recuerdo del primer mensaje :


Edahi:


Nombre: Edahi Losarig

Edad:103

Descripción física: Lo más destacable de su apariencia es su larga cabellera roja intensa y sus ojos verdes cómo esmeraldas, de mirada fría y obstinada para algunos, a cálida y amable para los que se han ganado su amistad, que son la mayoría. Incluso con estas dos cosas que suelen resultar extravagantes, es una persona que se ve atractiva. No es especialmente alto ni musculoso, tampoco lo necesita para ser feliz. Cuando está con humanos o con Silya suele mostrar un rostro relajado, divertido, confiado y algo travieso. Pero todo cambia cuando los humanos son malvados o hay demonios cerca, se tensa de manera drástica y su cara muestra todo el odio y el enfado que tiene hacia los de su especie, normalmente sus colmillos son un poco más largos de lo normal, pero cuando se enfada se pronuncian bastante más sin que este muchas veces se de cuenta. Tiene una sonrisa muy cálida y energética, que hace que todo pareca más divertido y emocionante de lo que es.

imagen:

Nunca muestra su otra forma, por lo que todavía es un secreto para la mayoría.

Descripción psicológica: Es la persona más infantil que se puede encontrar, le encanta curiosear e investigar cosas simples cómo por qué se caen las hojas o que pasa con el agua que cae al llover. Es muy bondadoso y servicial, siempre que pueda hará algo por ayudar a quién sea. Edahi es leal a sus seres queridos, en especial a los que han convivido mucho tiempo con él y ya saben su secreto. Éste se divierte con cualquier cosa y hace que las personas a su alrededor también se lo pasen bien solo por verlo sonreír. Es una persona muy tierna y sincera a la que le gusta ver el mundo mejorar y avanzar poco a poco. Pero a pesar de todo esto tiene un lado serio y concienzudo que sabe cuándo tiene que aparecer para poner todo en orden. Al principio puede parecer algo contestón, arisco y rebelde, pero suele hacerlo para ver quién es digno de su confianza y respeto.

Historia: Al nacer en el infierno, su padre descubrió algo que nunca pensó que le ocurriría a él, su hijo no tenía ni una pizca de maldad en su interior, tampoco su aura era maligna. Preocupado por su bebé y el terrible futuro que le depararía si se quedaba en el infierno, decidió junto a su esposa, que ese bebé debía de ir al mundo humano para estar a salvo de las manos de sus semejantes. Y eso fue lo que hicieron, buscaron un lugar donde la guerra no había llegado y se lo dejaron a una familia que no podía engendrar hijos, con una carta que pedía que se la entregaran cuando este ya fuera adulto y donde explicaba el por qué de su abandono y lo mucho que lo querían de todos modos. Sus padres adoptivos aceptaron a Edahi sin vacilar ni un segundo y le otorgaron un nombre pues sus padres originales no se habían atrevido a darle uno.

Pasaban los años y Edahi crecía lentamente poco a poco, sin parar, pero demasiado lento para sus padres humanos, que no pudieron verle hacerse un hombre incluso despues de cuarenta años, ellos se murieron sin poder cuidarlo hasta el final, sin embargo en esos años Edahi fue el niño más feliz de universo, con unos grandes padres y aprendiendo muchas cosas sobre el mundo y sobre la vida. Cuando se quedó huérfano intentó buscarse un trabajo para poder tener dinero para comer algo, como le había dicho su papá poco antes de dormirse para siempre. Buscó y buscó, pero nadie le quería dar un trabajo pues para ellos no era más que un crío. Así pasó una decada en la que tuvo que robar y manipular sus palabras para conseguir comer y dormir bien.

Poco después conoció a Silya, ella lo acogió, lo cuidó, le dió ropa limpia y se lo llevó consigo de viaje por todo el mundo, con ella descubrió que tan grande era el mundo y todo el tiempo que tenía para conocerlo, también lo que él era y por qué no parecía crecer. Con esto aprendió a utilizar sus poderes y el arte de la espada para así poder ayudar a las personas. El tiempo pasaba y ella no envejecía gracias a que tampoco era humana, cada vez le cogía más cariño hasta que un día le pidió permiso para apellidarse igual que ella y así ser su "hermano", feliz con su nuevo apellido, fueron a celebrar que ahora eran una familia. Allí en ese hostal, se dio cuenta de que Silya no estaba indefensa ante los seres no-humanos y de cuan despreciables eran los demonios. Gracias a sus poderes no tuvo que preguntarle sobre el pasado a su querida hermanita que parecía tener recuerdos muy oscuros con los demonios, desde ese día odió a los demonios por todo lo que le habían hecho a Silya y por cómo se comportaban todos, por eso nunca entendió que ella lo acogiera y lo cuidara con tanto cariño y amor.

Cuando cumplió los cien decidió que debía dejarle hacer su trabajo a su hermana y él viajaría intentado ayudar a los humanos y cumpliendo las órdenes que como a Silya le eran dadas por unos ángeles. Se marchó con la única promesa de que una vez al año se reunirían y que si se necesitaban se llamarían para acudir al auxilio del otro.


Gustos:

Disgustos:

Poderes:

- Puede ver los sentimientos, los sueños y los recuerdos, también puede comérselos haciendo que desaparezcan del individuo.

- Es capaz de hacer dormir a las personas.

- Puede transportarse de un lado a otro a través del mundo de los sueños, es decir si encuentra a una persona o a un ser que este durmiendo cerca de donde quiere ir tan solo tiene que usar sus poderes para entrar físicamente en el sueño y luego salir, encontrandose en el lugar en el que está el que duerme.

-


Extras:

- Se suele comer las pesadillas, y los malos pensamientos de las personas, pero nunca se ha comido un recuerdo por malo que sea ya que piensa que es algo sagrado y que no debería ser tocado.

- Nunca a querido comprender a los demonios, simplemente no quiere tener nada que ver.

- No a leido la carta que le dejaron sus padres reales, pero tampoco a sido capaz de tirarla sin saber lo que hay dentro.

- Tiene una espada que le dieron los "superiores" cuando decidió irse por su cuenta, esta incrementa sus poderes y hace que los seres mágicos tarden más en regenerarse.


Color de roleo: a61e1e





Me alegré mucho al ver su cambio de actitud cuando le ofrecí viajar conmigo, así tendríamos un día más juntos y además podría conocer a sus padres y ella a mi capitán -Claro que puedes conocerlo, además seguro que te llevas bien con toda la tripulación- respondí con entusiasmo negando que pudiera ser una molestia, con una dama cerca mis compañeros solían tener mejores ánimos y hacían todo más rápido para tener tiempo para hablar con la damisela.

La veía tararear con alegría caminando a mi lado y sonriendo con mucha ilusión. Se notaba que hacer el viaje junto a mi le hacía feliz, aunque también estaba la posibilidad de que podía ver a sus padres finalmente.




Tefael:


- Nombre: Tefael Odicil

- Edad: 820 años

- Descripción física: Tiene el cabello grisáceo, largo a mitad de espalda y suele tener gran parte atado en una cola baja. Sus ojos tiene el mismo tono de gris, son llamativos y suelen atraer a las personas. Tiene una sonrisa cálida y sensual, parece muy dulce, pero suele esconder pensamientos poco dignos de un ángel. No tiene demasiada musculatura, pero lo compensa con su fuerza, magia y velocidad. Es un chico de una altura media alta. Sus alas son todo un espectáculo pues son totalmente blancas por dentro y blancas con manchas negras por fuera, también son realmente grandes y esponjosas. Su tono de piel es similar al de Silya, bastante claro como si nunca fuere por el sol.

Tefa:

- Descripción psicológica: Tefael es una persona divertida y animada, que no puede evitar hacer comentarios inapropiados y bromas inesperadas. Le encanta llamar la atención y hacer caos en asuntos pequeños. Le gusta hacerse el misterioso y el interesante, para intrigar a las personas que no conoce demasiado. Pero a pesar de todas estas cosas tiene un interior cálido y dulce que pocas personas han llegado a conocer. También es una persona responsable y seria cuando los acontecimientos le obligan a actuar de ese modo, y ante todo Tefael es protector, le gusta tener protegidos a los seres que ama, aunque adora la libertad y la soledad por lo que suele distanciarse por ciertos periodos de tiempo de la gente a la que quiere.

- Historia: Antes de nacer su padre y su madre vivían pacíficamente en tierras humanas, ambos eran ángeles blancos que traían paz y prosperidad a la zona en la que vivían. Un día su madre, se quedó embarazada de Tefael, durante ese tiempo todo fue bien, hasta que un día su padre apareció con las alas completamente negras. Nunca explicó que pasó ni por qué decidió aceptar aquella oscuridad, tampoco nadie le pidió explicaciones. Ambos siguieron viviendo juntos, pues su amor era más fuerte que los bandos y que los colores.

Sin embargo el día del nacimiento de Tefael, ambos se quedaron atónitos, su hijo tenía el interior de las alas blancas y el exterior completamente negras. Nadie sabía cómo podía haber sucedido algo así, pues cuando fue concebido ambos eran blancos. Con el tiempo la parte exterior de sus alas empezó a volverse más blanca gracias a la pureza de su madre, pero nunca terminó de convertirse en blanca dejando manchas en algunas partes. Sus padres pensaron que quizás no estaba hecho para ser un ángel de la luz, así que decidieron dejarlo con su padre y mostrarle lo que era la oscuridad, sin embargo esto tampoco funcionó, sus alas eran negras salvo por unas manchas blancas en el interior.

Debido a esto se pasó la infancia cambiando de plumaje una y otra vez, pero nunca tuvo un solo color, por lo que nunca fue aceptado en ninguno de los dos bandos, y fue convertido en un alas grises aun sin tener las alas de ese color. A pesar de que no era aceptado en ninguno de los dos bandos era capaz de sacar las energías de ambos, pues una ángel ya fuera blanco o negro se abastecía de la energía y la magia que había almacenada en el lugar al que siempre regresaban.

Ya con los años no le importó lo que los demás pensaran de él, era capaz de aprovechar lo mejor de ambos bandos, como era el mentir o el sanar las heridas de otros. Después de un tiempo de marchó de su casa y dejó a sus dos padres solos. Tefael viajó por todo el mundo sin prisa alguna hasta que un día se encontró con su madre que había ido a buscarlo, al parecer una guerra muy intensa había comenzado y había obligado a los ángeles puros a marcharse de la tierra para volver al Cielo. Él nunca hizo nada por impedir la guerra, tampoco por que prosiguiera, simplemente veía cómo algo normal que hubiera guerras, pues la naturaleza humana les obligaba a ello. Siguió su camino por el mundo, esquivando batallas y caminando en zonas tranquilas, hasta que de nuevo le llamaron, una niña que al igual que él podía quedarse en la tierra todo el tiempo que quisiera había nacido. Sorprendido de escuchar que era su prima, la hija del hermano de su madre, se fue volando hasta allí. 

Cuando llegó ya ella ya tenía 5 años, por que le habían avisado después de asegurarse de que de verdad no tenía necesidad de marcharse. A Tefael le resultó extraño que sus alas fueran totalmente blancas y sin embargo siguiera aquí, hasta que conoció a su madre una mestiza de mitad sangre ángel mitad humana. Allí supo que aquella joven no iba a poder ir nunca al cielo, y seguramente tampoco al infierno, se sentía tan identificado con ella que se quedó cerca a vivir por un tiempo y ayudar a su madre a cuidarla mientras el padre no estaba, y cuando éste llegaba él se marchaba un par de años a viajar por ahí. 

Una de esas veces, Tefael se había retrasado en llegar y cuando entró en la casa encontró una escena de lo más sangrienta, a la madre de Silya había muerto, le faltaba un ala y tenía la garganta cortada, además de evidencias de haberla torturado antes de que muriera... Y Silya se aferraba a su madre suplicando de que volviera, a ésta también le faltaba un ala, además de un brazo y multitud de signos de tortura. Él no pudo evitar que su ira creciera, por una vez que había apreciado algo, lo había perdido por su propia culpa. 

Sólo el consiguió sacar a Silya de la casa, y mas tarde empezar a curarla. Su ala y su brazo se regeneraron, pero no recuperó su color blanco puro. Para eso tardó años en los que asimiló lo sucedido, pero cuando lo logró empezó ha cumplir misiones para el cielo, Tefael supuso que era para distraerse y concentrarse en otra cosa así que decidió dejarle sola y verla de vez en cuando. Así lo hizo, cada cierto tiempo iba a visitarla y empezó a ver su mejoría, sobre todo cuando acogió a un pequeño niño demonio y lo trató cómo a su hermano. A él nunca le pareció mal aquello, tan solo extraño, pues eran demonios los que habían matado a su madre y ella iba y acogía uno. Pero al poco tiempo tuvo que admitir que el muchacho era un buen chico y de lo más responsable.

Con los años hicieron un trato de que cada uno o dos años como máximo se verían y se pondrían al corriente. 

-Gustos: ~

-Disgustos: ~

-Magia: ~

-Extra:

+ Adora a los gatos, es incapaz de no sentir fascinación por ellos, además parece ser que los gatos también le adoran a él, pues los atrae con facilidad.

+ Le encanta hacer bromas y crear pequeños disturbios cómicos.

+ Tiene la capacidad de mentir, al igual que muchas cualidades de los ángeles oscuros.

-Color de roleo: c2bec2



Nadie me explicó por qué me felicitaba, aunque tampoco le di tanta importancia después de ver que era así de cariñosa con todo el mundo. Mi sugerencia no pasó desapercibida consiguiendo que ambos se marcharan para limpiar la habitación y que Cryp terminara de vestirse. No tardamos nada en arreglar el cuarto volviendo a encender incluso las velas que ni siquiera necesitamos cuando llegamos.

Al salir Zahan se disculpó con nosotros por el ataque de su esposa, se notaba cuanto la amaba por su forma de mirarla y por su tono de voz "Menos mal que no hice ningún intento con ella" pensé agradecido de que mi voz pensante se dejó oír por encima de las demás. Llego a vislumbrar en Cryp unos ojos llenos de sentimientos negativos antes de que se dé la vuelta para marcharse. Esta vez soy yo el que mira a Zahan en forma de disculpa por como está Cryp, parecían ser unas personas que habían estado cuidando de él cuando yo no estuve para él, así que quería que al menos no perdieran esa amistad formada y que pudieran serle de ayuda en un futuro si yo llegaba a faltar.

Fui rápidamente en la dirección de Cryp para ver que se había encontrado con Silya e Isaro. Aunque me extraño verlos tan sonrientes, más fue mi extrañeza al ver que Isaro rodeaba a Silya por la cintura. Era un gesto muy posesivo y sin embargo él lo hacía con tanta normalidad que daba a entender que era habitual para ellos. -Sí, acabamos de volver- contestó Silya con una sonrisa muy cálida, Isaro pareció recordar algo por que nos miró a ambos con entusiasmo -Iba a preparar la comida, vendréis a comer ¿Verdad?- Sabía que Cryp quería decirme algo, pero si nos quedábamos solos ahora por negarnos a irnos con ellos seguramente sería incapaz de contarme todo lo que planeaba. Decidí dejar la elección de acompañarlos en sus manos, era él el que no parecía saber que hacer.



Última edición por clea el Sáb Abr 22, 2017 4:52 am, editado 1 vez

Ver perfil de usuario

801 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 10:30 am

Silya

Con las palabras de Isaro logré recomponerme en cierta medida, escuchando instantes más tarde la conversación que tenían los dos demonios -Pero la golpeaste y eso la sorprendió- respondió a Cain con una cálida sonrisa. Se notaba que le gustaban los niños y que por más que siempre lo negara, se le daban bien. Después de que Cain hablara con su padre, me quiso regalar una flor. Yo me agaché para tenerlo a mi altura y tras coger la flor que me entregaba le di un beso en la frente -Es preciosa, muchas gracias- le sonreí antes de levantar la cabeza para mirar a Cryp -No me importa que venga hacer galletas con nosotros- admití al mismo tiempo que Isaro asentía.

Fueron segundos después que Eider apareció saltado en brazos de Cryp -¡Papi!¡Papuski!¡Estáis de vuelta!- exclamó mientras los abrazaba, se veía el cariño que les tenía solo por como lo saludaba -Ahora tengo habitación propia, tengo allí todo lo que me compráis- le explicó brevemente que ahora dormía en el cuarto antiguo de Scar y había llevado todas las cosas a esa habitación, incluyendo ropa, armas y los demás objetos. Aseguró de igual modo que mientras estuvieran allí dormiría con ellos la mayoría de los días. -Si estás en casa de Wendy, tienes que ayudarla con las tareas del hogar- le recordó Tefa, haciendo que Eider asintiera. Me saludó con la mano llamándome hermanita antes de olfatear el aire y mirar confuso a Cain -¿Hermanito?- preguntó confuso.

Ver perfil de usuario

802 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 12:13 pm

Silya parecía algo más animada con la ayuda de Isaro y aceptó la ayuda del pequeño Sessy con las galletas, cosa que evidentemente lo emocionó mucho. Sin embargo, su atención se disipó con la aparición de Eider, que saltó a abrazarnos, claramente sorprendido de que hubieramos vuelto cuando no le habíamos avisado. Wendy estaba a lo lejos moviendo cosas, seguramente habían salido a buscar las cosas para la habitació nde la que nuestro pequeño hablaba. En esos momentos, me sentí más cómodo con la presencia de Eider que con la de Sessy, el cual, se acercó hasta mi y tiró de mi mano lejos de Eider.
-Es mi papá -Murmuró, hasta que me solté de él, que se quedó mirandome muy sorprendido y algo asustado.
-Cain.... Sessy, es complicado de explicar -Me sentí un poco mal al ver como sus orejas se agachaban, igual que su cola. Me miraba como si hubiera hecho realidad la peor de sus pesadillas.
-Pero papá... -Me mordí la lengua antes de decirle algo más fuerte de lo que debería cuando vi que comenzaba a llorar preguntando por su madre. Suspiré, sin saber qué decirle.
-¿Cuando venga querrá galletas, no ibais a hacerle? -Me miró un momento y después de mirar a Eider de nuevo debió decidir que no le importaba.
-¿Puede venir él también? -Le preguntó a Silya señalando al pequeño. Dejé que él escogiera que hacer, nos ibamos a quedar ya hasta el cumpleaños de Cain pues no faltaba mucho tiempo y podía estar con nosotros sin problemas, asi que hacer galletas no sería un problema. No tardaron en elegir y marcharse a nuestra casa a preparar las galletas elegidas, momento en que me llevé a Eider, Scar y Wendy para poder explicales, con ayuda de Tefael, qué había ocurrido.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:15 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

803 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 1:27 pm

Isaro

Aunque Silya era la más expresiva, no tardé en darme cuenta de que incluso Crypthorn estaba afectado por lo que había sucedido con Cain. Este era muy pequeño para comprender que Eider era un integrante de su familia y no podía separarlo de ellos. -Claro que puede venir, pero primero tiene que hablar los mayores- respondió Silya cogiéndole de una de las manos y llevándolo junto conmigo a la casa de Crypthorn, en un principio había pensado en hacerlas en la mía, pero ambos niños estaban mucho más familiarizados con la cocina de su padre.

Eider no tardó en llegar -Antes que nada os tenéis que lavar las manos- les pedí mientras yo aprovechaba para ir sacando todos los ingredientes necesarios para las galletas. Seguro que los tres se divertirían mucho dándole forma a las galletas antes de hornearlas. Aquello lo había ideado para Silya, así que sabía que entre jugar con la harina, amasar y probar los ingredientes ella volvería a reírse abiertamente.

Ver perfil de usuario

804 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 1:42 pm

Cain / Sessaibushi:
-Nombre: Sessaibushi "Cain" DeepDark
-Edad: 130 años
-Descripción fisica: Su apariencia humana es similar a cualquier otro hombre que puedas cruzarte. Pelo algo más largo de lo habitual, de semblante duro, alto y ligeramente corpulento pero nada muy llamativo. Podría ser desde un soldado cualquiera hasta un panadero o un nómada. Apuesto y caballeroso pero con algo extraño. quizás tan solo un sentimiento de incomodidad cuando su mirada es muy fija o un miedo real a que se acerque. La unica diferencia son las orejas en forma de punta que oculta bajo el pelo.
Tras la rotura del sello, mostró su forma demoniaca. Su fuerza, velocidad y destreza se disparan. El color de ojos se torna ambarino y el pelo se alarga cubriendo su cuerpo. Le salen orejas, hocico y cola. Un lobo espectral ocupa el sitio en que antes había un hombre. Sin embargo, puede volver a su forma humana.
Forma humana

Forma demoniaca completa


-Descripción psicológica: A pesar de ser un demonio, su personalidad y educación lo mueve a ayudar a otras personas, humanos, ángeles o demonios, e intentará hacer lo que esté en su mano Esta es una forma de vivir muy amable y generosa, pero él sabe que es egoísta, pues más que hacerlo por otros, lo hace como compensación por lo ocurrido, para tener la conciencia tranquila.
Si bien sus poderes aumentan cuando los sentimientos negativos que lo rodean son más fuerte
s, este poder va quemándolo como ponzoña venenosa, volviendolo fuerte pero malvado. Por supuesto, no le gusta en absoluto la sensación de estar usando a los demás como canalizadores, por lo que busca liberar su propio poder sin que nadie tenga que odiar, matar o herir a otros. Solo tiene cariño por tres cosas, que lo acompañan en su viaje y de las que jamás se separa: Las espadas que su padre le regaló y una foto que tiene de su familia cuando aún estaban todos. 
Conoce su apellido real, pero no tiene cariño ni curiosidad por establecer contacto con sus abuelos, lo que sus padres le contaron fue más que suficiente para que todo el interés que sentia por esos demonios desapareciese. 


-Historia: En el mundo de los demonios, conocido como Infierno, no es extraño conocer el enlace entre dos demonios unidos por el interés paterno de aumentar su honor, orgullo y renombre. Allí donde la desolación y los sentimientos amargos son el pan de cada día, cuanto más poder se tiene, mayor respeto corresponde a la familia. Aunque las cosas han cambiado un poco, esta fue la razón de que Learty, una joven de la conocida familia demoníaca Rivernigth, huyera de lo que sus padres habían preparado para ella, de la mano del apuesto sirviente que vivía con ellos.
De esta aventura por los mundos, un amor dio paso a la relación clandestina de ambos jóvenes, que viajaron por el Infierno y la tierra humana conociendo sus costumbres y a sus gentes.
Veinte años después, el timbre de la mansión Rivernigth sonó con un apremiante tono de alarma. Al abrirse la puerta, la dulce Learty envuelta en lágrimas pidió ayuda. La guerra habia estallado en el mundo humano y los habia cogido en medio. Ni el avanzado estado en que se encontraba el embarazo de la chica, ni sus heridas o la presencia del marido de esta, herido gravemente, casi inconsciente, ablandó el corazón de sus padres, que cerraron las puertas fingiendo no reconocerla.
Obligandose a ser fuerte, Learty volvió al mundo humano con su marido. La casa era todo lo que tenian y desde ese momento decidieron dejar atras el apellido de ambos y comenzar la segunda parte de su aventura siendo la familia DeepDark, sin honor, sin conocidos, sin nada.
El doloroso parto tuvo lugar en el mundo humano, la madre quedo exahusta, por lo que Crypthorn tuvo que utilizar todos sus conocimientos en espadas, magia y la fuerza de la que disponia para proteger a su mujer y a su hijo, Sessaibushi, el nombre del hermano fallecido de Cryp.

Tras la recuperación y el encuentro de un lugar donde vivir, cuando el pequeño Sessai cumplia los tres años, sus padres tomaron la decision mas dificil. Al serle imposible ocultar su energia demoniaca, los humanos se sentian agresivos hacia el pequeño. Debian protegerlo. La forma mas segura para todos era aprovechar que los ojos del pequeño tenian un color humano para sellar su potencial y que, a ojos ajenos, fuera un niño humano como tantos otros, hasta que llegase la edad en que fuera capaz de cuidarse.
Para evitar que estuviera completamente indefenso, su padre le enseñó todo lo que sabia sobre espadas, reconociendo que Sessai era muy bueno en el manejo de estas, llegando a usar dos y superar a su padre a los 60 años (aparentando 16). Por su parte, Learty no queria enseñarle nada de poderes demoniacos, por lo que solo le contaron la verdad, evitando contarle lo que pudiera asustarlo.

Ajeno a ellos, la guerra avanzaba y cuando la familia se pensaba segura, un giro los separó, dejando al chico con su madre y al padre desaparecido. Delante de él, un ángel confundido atravesó a su madre con su propia arma. El sello que mantenia al demonio de Sessai oculto se rompió, liberandose. La cara del chico se alargó, sus dientes crecieron y cayo a cuatro patas. Un enorme lobo demoniaco de pelo morado claro y negro miraba a los hombres con ojos rojos, llenos de lagrimas. De un mordisco, enloquecido por el dolor de la perdida, mató a aquel que tenia mas cerca. Uno tras otro, todos murieron entre sus fauces, y solo el angel, que habia salido antes de que Learty muriera, estaba vivo. 
La consciencia de Sessai estaba apagada, y su moral y etica se habia quedado encerrada bajo los recuerdos de la reciente muerte de su madre. Sin ver nada, las muertes continuaron durante un rato, todo aquel que le atacaba, era despedazado, fuera quien fuera.
Nadie parecia capaz de pararlo, pero un lobo similar, de un color mas apagado pero de tamaño mayor consiguio tumbarlo. Mientras Sessai se revolvia, ambos, padre e hijo, volvian a su forma humana. No hicieron falta palabras, Crypthron lo sabia. Su esposa, la madre de Sessai, habia muerto. La sangre emanaba el olor de la desesperacion que intentaba ocultar de su hijo.
Sus caminos tardaron aun 1 año en separarse. Cuando una pista del angel causante de todo aquello hizo que Crypthorn olvidara su camino, las nuevas enseñanzas a su hijo para ayudar a su despertar repentino y ahogar el dolor de la perdida, para guiarse por la venganza en la que jamas habia pensado. La peticion de Sessai de que no lo hiciera tardo en hacer efecto, un par de semanas siguiendo al hombre, apagaron la llama del odio.
Si bien el poder de Crypthorn y Sessaibushi era cada vez mayor por la desesperacion de los humanos, ninguno queria seguir lo que su raza solia escoger. Aquel mundo era el que su madre habia elegido, en el que habian vivido durante tanto tiempo y donde ella habia muerto. En un viaje a la tumba de Learty, padre e hijo sabian el siguiente paso. Aventuras separadas, necesitaban pensar, digerir lo ocurrido. Crypthorn partio al anochecer en direccion norte. Sin despedidas, llantos o mentiras. Solo una promesa de reencontrarse cuando sus almas estuvieran recuperadas.
Seis años después, el dia a dia de Cain, el nombre humano que Sessai adopto por ser mas facil que el real, se basaba en ayudar a aquellos que lo necesitaban, a la fuerza si era necesario.

-Gustos y disgustos:
 +Las noches de luna llena
 +Ayudar a la gente
 +Su poder demoníaco cuando esta bajo control
 +Carne
 +
 -Matar por error
 -Descontrolarse
 -Quedarse bloqueado
 -Pescado

-Poderes:
*Poderes de demonio estándar:
Ver el aura de las personas: Al utilizarlo para aumentar su poder, desarrollaron la capacidad de ver las auras. Su forma y color es diferente en cada persona, pero solo se ven cuando el dueño siente algo fuerte. La textura es siempre similar a un vaho, semitransparente, no se "ve" a no ser que se mire.
Visiones de un futuro cercano: El leido debe estar dormido, inconsciente o en coma para poder ser objeto de este poder. El "ritual" es diferente para cada familia, pero el resultado es siempre el mismo, entre 5 y 10 segundos de una escena que ocurrira en el futuro. No es un poder exacto, podría mostrar un peligro, una pista o simplemente una imagen de lo que va a desayunar.
Sobrehumano: Su capacidad sobrehumana les permite moverse por zonas contaminadas sin sentir los efectos de estas (excepto radiación en grados altos)
Modificación temporal de apariencia demoniaca: A pesar de ser muy cansado, en ocasiones, los demonios utilizan la energía oscura ambiental para modificar a ojos de quienes les ven su apariencia demoniaca, no pudiendo cambiar su forma pero si ciertos aspectos como el color del pelo o las escamas, los ojos o el tamaño de los colmillos, incluso su aparición. Esto para quienes tienen mucho potencial mágico (como arcángeles o altos cargos infernales) se ve como una ilusión translucida sobre la verdadera apariencia del sujeto.
Absorción de sentimientos negativos: La ira, el miedo, el dolor y la venganza son algunos de los poderes que más energía y poder suministran a los demonios, que son capaces de utilizarlos a su favor.
*Poderes de Cain:
Velocidad aumentada: Como demonio lobo tiene la capacidad de correr grandes distancias a gran velocidad sin cansarse aunque, una vez pare, deberá descasar hasta reponerse.
Visión nocturna:
 Gracias a su naturaleza lobuna, es capaz de ver sin problemas en noches de luna nueva, tanto en su forma humana como demoníaca.
Alimentación animal: Esto es más una característica, pero por su forma de depredador puede comer carne cruda sin problemas para su organismo.
Comunicación:
 Puede entender y hablar con lobos.

-Extras: Sus padres escogieron un apellido nuevo para su familia, evitando asi dañar de alguna forma a la familia de la chica.
Entre sus ropas esconde una vieja foto de sus padres con él de niño, cuando sus poderes estaban ya sellados.
Le gusta ser un demonio, no odia su naturaleza, a pesar de arrepentirse de lo que hizo.
Tiene una relación con Silya
Tuvimos que esperar un poquito al otro niño, pero aproveché para preguntar cómo se llamaba tanto él como el chico que nos iba a ayudar. También les di un delantal a cada uno. Había uno que no reconocía, asi que lo guardé para Eider, pues yo lo pisaba. En cuanto llegó se lo dí, yendo con él a lavarme las manos. Fue muy divertido y aunque mamá me regañaría por llenarme las orejas y la cola de harina, Eider y Silya iban igual que yo. Isaro iba más limpio, pero tampoco demasiado. Intenté hacer un lobo de galleta, pero parecía más un cerdo patilargo. Aún así, para mi era perfecto.
-Silya... -Le pregunté, mirando hornearse al lobo de galleta que pensaba guardarle a mamá y que no tenía ojos, pero si dientes -¿Porqué todos me llamais Cain? -La miré. Me había parecido una casualidad y al principio no me había dado cuenta, pero  papá me había confundido varias veces, igual que la chica de alas marrones.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:15 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

805 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 3:30 pm

Isaro

Eider era el que había hecho más galletas explicando que eran para Wendy y para sus padres. Las hizo con forma de setas por estar en otoño, a diferencia de Silya que las hizo como si fueran flores de cuatro pétalos… o tal vez eran tréboles, no estaba muy seguro. La pregunta de Cain sorprendió a Silya que no supo como contestar -Es una forma cariñosa de referirse a los niños, pero como ya somos mayores tienen que dejar de llamarnos Cain- respondió Eider sonriente. Me desconcertó en un principio su facilidad para mentir sin siquiera dudar sobre lo que decía, pero luego recordé quién era su padre y supe dónde había adquirido esa habilidad.

Ambos empezaron a bostezar después de un rato, así que los envié a sus camas. Eider fue a dormir con sus padres y Cain a su habitación. Me quedé un rato más hablando con Silya, que se comía las galletas felizmente, antes de volver a casa con las que yo había horneado -Los niños ya se fueron a dormir- le dije a Scar al poco de llegar, no eran tan traviesos como podían parecer en un primer momento… eran muy lindos.



Edahi

Por fin habíamos vuelto a embarcar después de unos días en tierra, P'yetur y Y'ami estaban bastante emocionados, en menos de un mes llegaríamos a las heladas tierras del norte. Ella y yo no habíamos hablado del tema, pero ambos sabíamos que todo terminaría cuando volviera con su familia.

En la noche estuvimos en alta mar, cerca de las Islas de Luz. El mar estaba en calma, pero dentro se veía un brillo azul claro que resplandecía moviéndose haciendo que pareciera que había olas dentro del mar. Era una hermosa vista, aunque también muy peligrosa. Eso solo lo sabíamos los que habíamos estado más de dos años con el capitán, pues fue por esa época cuando pasamos por ahí la última vez y fue cuando ocurrió la tragedia. Nadie hablaba del tema por respeto a los que hace dos años murieron en esas aguas a causa de ese dichoso brillo.

Ese error nos costó caro. Ninguno de los tripulantes antiguos había avisado a los nuevos camaradas, a P'yetur y a Y'ami... que se habían acercado por uno de los costados de la cubierta a ver las espectaculares luces que se movían en el interior del agua. Se les escuchaba hablar ilusionados y fascinados por la escena que iluminaba tanto como si fuera el propio cielo. Algo no me olía bien, así que bajé de la gavia para informarles de que no debían asomarse tanto o se caerían al agua... Pero no me dio tiempo a decir nada cuando llegué. Un balanceo del barco más brusco que de costumbre hizo que P'yetur se desestabilizara y se precipitara hacia el mar. Salté por la borda sin preocuparme por los gritos del capitán que ya asustado de lo que nos pudiera pasar pedía a toda prisa un cabo para lanzarnos.

En la caída alcancé rápido a P'yetur y lo agarré empujando de él hacia arriba aplicando algo de magia de aire inconscientemente y consiguiendo mi principal objetivo de que mi amigo no cayera al agua. Pude ver como se agarraba al borde de la cubierta y algunos se acercaban a ayudarle "Menos mal" pensé poco antes tocar el agua. El dolor fue increíble, cada vez que una luz me tocaba millones de pinchazos dolorosos como puñales me atacaban a la zona. Y miles de esos bichos estaban a mi alrededor haciéndome retorcerme de dolor y como consecuencia más se acercaban. Me empezaba a hundir en aquellas dichosas aguas… el sufrimiento me hacía incapaz de mantenerme a flote.

Mi cuerpo me pedía con ímpetu que me transformara, ya que mi otra piel era infranqueable para esos seres, pero mi consciencia todavía se sobreponía impidiendo que eso sucediera "Si ellos llegan a ver..." con eso en mente me forzaba a sufrir a la espera de que algo sucediera. Poco a poco el aire que había estado aguantando en mis pulmones se perdía y la sensación de ahogamiento aumentaba junto al dolor que a cada pequeño movimiento incrementaba de manera exponencial. "¡WENDY!" grité intentando llamarla mentalmente pensando en que si tenía que morir al menos antes la vería o escucharía su voz una última vez.

Hice un último esfuerzo por subir a la superficie, para esta vez encontrarme con el cabo que habían lanzado y agarrarlo con fuerza -¡Rápido!¡Tirad!- escuchaba al capitán dar órdenes con gran fuerza, como nunca lo había visto. Al llegar arriba a la cubierta me dejé caer sobre la madera que, a causa de las heridas, se empezaba a humedecer con ese líquido azul brillante, que mezclado con mi sangre, adquiría un color violáceo intenso.

Miré con fiereza a P'yetur cuando me preguntó por mi estado -¡No me toques!- no es que estuviera enfadado con él, las heridas empeorarían si las rozaba, además de que todavía con el contacto podía ser venenoso -Ahora Robert me querrá matar- aseguré resignado mientras me incorporaba y hacía un esfuerzo por levantarme. Mi piel estaba entera cubierta de ese extraño color... y daba gracias de ello, pues me había semitransformado endureciendo mi piel volviéndola rojiza.

Nadie me ayudó a moverme ni a levantarme, no solo por mi negativa a que lo hicieran, sino por que todavía no se creían que estuviera vivo. Hacía dos años algunos borrachos se cayeron por la borda, nadie le había dado importancia en un primer momento, ya que sabían nadar tan solo teníamos que tirarles unos cabos. Pero sus gritos desesperados de agonía nos asustaron... tal y como empezaron en menos tiempo del que se tarda en decir capitán, cesaron. Ya estaban muertos "Pero ellos eran humanos, yo no" me tambaleé siguiendo el rumbo hasta mi camarote pues no podía ver a Rober estando semitransformado -J***das medusas- mascullé, habían hecho darme cuenta de algo a lo que no le había prestado la atención suficiente, pero no creí que mereciera la pena pasar por eso para descubrirlo.

Ver perfil de usuario

806 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 3:55 pm

Cain / Sessaibushi:
-Nombre: Sessaibushi "Cain" DeepDark
-Edad: 130 años
-Descripción fisica: Su apariencia humana es similar a cualquier otro hombre que puedas cruzarte. Pelo algo más largo de lo habitual, de semblante duro, alto y ligeramente corpulento pero nada muy llamativo. Podría ser desde un soldado cualquiera hasta un panadero o un nómada. Apuesto y caballeroso pero con algo extraño. quizás tan solo un sentimiento de incomodidad cuando su mirada es muy fija o un miedo real a que se acerque. La unica diferencia son las orejas en forma de punta que oculta bajo el pelo.
Tras la rotura del sello, mostró su forma demoniaca. Su fuerza, velocidad y destreza se disparan. El color de ojos se torna ambarino y el pelo se alarga cubriendo su cuerpo. Le salen orejas, hocico y cola. Un lobo espectral ocupa el sitio en que antes había un hombre. Sin embargo, puede volver a su forma humana.
Forma humana

Forma demoniaca completa


-Descripción psicológica: A pesar de ser un demonio, su personalidad y educación lo mueve a ayudar a otras personas, humanos, ángeles o demonios, e intentará hacer lo que esté en su mano Esta es una forma de vivir muy amable y generosa, pero él sabe que es egoísta, pues más que hacerlo por otros, lo hace como compensación por lo ocurrido, para tener la conciencia tranquila.
Si bien sus poderes aumentan cuando los sentimientos negativos que lo rodean son más fuerte
s, este poder va quemándolo como ponzoña venenosa, volviendolo fuerte pero malvado. Por supuesto, no le gusta en absoluto la sensación de estar usando a los demás como canalizadores, por lo que busca liberar su propio poder sin que nadie tenga que odiar, matar o herir a otros. Solo tiene cariño por tres cosas, que lo acompañan en su viaje y de las que jamás se separa: Las espadas que su padre le regaló y una foto que tiene de su familia cuando aún estaban todos. 
Conoce su apellido real, pero no tiene cariño ni curiosidad por establecer contacto con sus abuelos, lo que sus padres le contaron fue más que suficiente para que todo el interés que sentia por esos demonios desapareciese. 


-Historia: En el mundo de los demonios, conocido como Infierno, no es extraño conocer el enlace entre dos demonios unidos por el interés paterno de aumentar su honor, orgullo y renombre. Allí donde la desolación y los sentimientos amargos son el pan de cada día, cuanto más poder se tiene, mayor respeto corresponde a la familia. Aunque las cosas han cambiado un poco, esta fue la razón de que Learty, una joven de la conocida familia demoníaca Rivernigth, huyera de lo que sus padres habían preparado para ella, de la mano del apuesto sirviente que vivía con ellos.
De esta aventura por los mundos, un amor dio paso a la relación clandestina de ambos jóvenes, que viajaron por el Infierno y la tierra humana conociendo sus costumbres y a sus gentes.
Veinte años después, el timbre de la mansión Rivernigth sonó con un apremiante tono de alarma. Al abrirse la puerta, la dulce Learty envuelta en lágrimas pidió ayuda. La guerra habia estallado en el mundo humano y los habia cogido en medio. Ni el avanzado estado en que se encontraba el embarazo de la chica, ni sus heridas o la presencia del marido de esta, herido gravemente, casi inconsciente, ablandó el corazón de sus padres, que cerraron las puertas fingiendo no reconocerla.
Obligandose a ser fuerte, Learty volvió al mundo humano con su marido. La casa era todo lo que tenian y desde ese momento decidieron dejar atras el apellido de ambos y comenzar la segunda parte de su aventura siendo la familia DeepDark, sin honor, sin conocidos, sin nada.
El doloroso parto tuvo lugar en el mundo humano, la madre quedo exahusta, por lo que Crypthorn tuvo que utilizar todos sus conocimientos en espadas, magia y la fuerza de la que disponia para proteger a su mujer y a su hijo, Sessaibushi, el nombre del hermano fallecido de Cryp.

Tras la recuperación y el encuentro de un lugar donde vivir, cuando el pequeño Sessai cumplia los tres años, sus padres tomaron la decision mas dificil. Al serle imposible ocultar su energia demoniaca, los humanos se sentian agresivos hacia el pequeño. Debian protegerlo. La forma mas segura para todos era aprovechar que los ojos del pequeño tenian un color humano para sellar su potencial y que, a ojos ajenos, fuera un niño humano como tantos otros, hasta que llegase la edad en que fuera capaz de cuidarse.
Para evitar que estuviera completamente indefenso, su padre le enseñó todo lo que sabia sobre espadas, reconociendo que Sessai era muy bueno en el manejo de estas, llegando a usar dos y superar a su padre a los 60 años (aparentando 16). Por su parte, Learty no queria enseñarle nada de poderes demoniacos, por lo que solo le contaron la verdad, evitando contarle lo que pudiera asustarlo.

Ajeno a ellos, la guerra avanzaba y cuando la familia se pensaba segura, un giro los separó, dejando al chico con su madre y al padre desaparecido. Delante de él, un ángel confundido atravesó a su madre con su propia arma. El sello que mantenia al demonio de Sessai oculto se rompió, liberandose. La cara del chico se alargó, sus dientes crecieron y cayo a cuatro patas. Un enorme lobo demoniaco de pelo morado claro y negro miraba a los hombres con ojos rojos, llenos de lagrimas. De un mordisco, enloquecido por el dolor de la perdida, mató a aquel que tenia mas cerca. Uno tras otro, todos murieron entre sus fauces, y solo el angel, que habia salido antes de que Learty muriera, estaba vivo. 
La consciencia de Sessai estaba apagada, y su moral y etica se habia quedado encerrada bajo los recuerdos de la reciente muerte de su madre. Sin ver nada, las muertes continuaron durante un rato, todo aquel que le atacaba, era despedazado, fuera quien fuera.
Nadie parecia capaz de pararlo, pero un lobo similar, de un color mas apagado pero de tamaño mayor consiguio tumbarlo. Mientras Sessai se revolvia, ambos, padre e hijo, volvian a su forma humana. No hicieron falta palabras, Crypthron lo sabia. Su esposa, la madre de Sessai, habia muerto. La sangre emanaba el olor de la desesperacion que intentaba ocultar de su hijo.
Sus caminos tardaron aun 1 año en separarse. Cuando una pista del angel causante de todo aquello hizo que Crypthorn olvidara su camino, las nuevas enseñanzas a su hijo para ayudar a su despertar repentino y ahogar el dolor de la perdida, para guiarse por la venganza en la que jamas habia pensado. La peticion de Sessai de que no lo hiciera tardo en hacer efecto, un par de semanas siguiendo al hombre, apagaron la llama del odio.
Si bien el poder de Crypthorn y Sessaibushi era cada vez mayor por la desesperacion de los humanos, ninguno queria seguir lo que su raza solia escoger. Aquel mundo era el que su madre habia elegido, en el que habian vivido durante tanto tiempo y donde ella habia muerto. En un viaje a la tumba de Learty, padre e hijo sabian el siguiente paso. Aventuras separadas, necesitaban pensar, digerir lo ocurrido. Crypthorn partio al anochecer en direccion norte. Sin despedidas, llantos o mentiras. Solo una promesa de reencontrarse cuando sus almas estuvieran recuperadas.
Seis años después, el dia a dia de Cain, el nombre humano que Sessai adopto por ser mas facil que el real, se basaba en ayudar a aquellos que lo necesitaban, a la fuerza si era necesario.

-Gustos y disgustos:
 +Las noches de luna llena
 +Ayudar a la gente
 +Su poder demoníaco cuando esta bajo control
 +Carne
 +
 -Matar por error
 -Descontrolarse
 -Quedarse bloqueado
 -Pescado

-Poderes:
*Poderes de demonio estándar:
Ver el aura de las personas: Al utilizarlo para aumentar su poder, desarrollaron la capacidad de ver las auras. Su forma y color es diferente en cada persona, pero solo se ven cuando el dueño siente algo fuerte. La textura es siempre similar a un vaho, semitransparente, no se "ve" a no ser que se mire.
Visiones de un futuro cercano: El leido debe estar dormido, inconsciente o en coma para poder ser objeto de este poder. El "ritual" es diferente para cada familia, pero el resultado es siempre el mismo, entre 5 y 10 segundos de una escena que ocurrira en el futuro. No es un poder exacto, podría mostrar un peligro, una pista o simplemente una imagen de lo que va a desayunar.
Sobrehumano: Su capacidad sobrehumana les permite moverse por zonas contaminadas sin sentir los efectos de estas (excepto radiación en grados altos)
Modificación temporal de apariencia demoniaca: A pesar de ser muy cansado, en ocasiones, los demonios utilizan la energía oscura ambiental para modificar a ojos de quienes les ven su apariencia demoniaca, no pudiendo cambiar su forma pero si ciertos aspectos como el color del pelo o las escamas, los ojos o el tamaño de los colmillos, incluso su aparición. Esto para quienes tienen mucho potencial mágico (como arcángeles o altos cargos infernales) se ve como una ilusión translucida sobre la verdadera apariencia del sujeto.
Absorción de sentimientos negativos: La ira, el miedo, el dolor y la venganza son algunos de los poderes que más energía y poder suministran a los demonios, que son capaces de utilizarlos a su favor.
*Poderes de Cain:
Velocidad aumentada: Como demonio lobo tiene la capacidad de correr grandes distancias a gran velocidad sin cansarse aunque, una vez pare, deberá descasar hasta reponerse.
Visión nocturna:
 Gracias a su naturaleza lobuna, es capaz de ver sin problemas en noches de luna nueva, tanto en su forma humana como demoníaca.
Alimentación animal: Esto es más una característica, pero por su forma de depredador puede comer carne cruda sin problemas para su organismo.
Comunicación:
 Puede entender y hablar con lobos.

-Extras: Sus padres escogieron un apellido nuevo para su familia, evitando asi dañar de alguna forma a la familia de la chica.
Entre sus ropas esconde una vieja foto de sus padres con él de niño, cuando sus poderes estaban ya sellados.
Le gusta ser un demonio, no odia su naturaleza, a pesar de arrepentirse de lo que hizo.
Tiene una relación con Silya
Miré durante un momento a Eider, intentando entender lo que había dicho. Pregunté si es que acaso la mascota era un niño y no la bola de humo que me había imaginado, pero no terminé de entender del todo lo de llamarme Cain, pero decidí que solo era un mote. No pude evitar bostezar y realmente tampoco lo intenté, pues tenía bastante sueño, e incluso acepté irme a dormir cuando me lo dijeron. Me despedí de Silya e Isaro, pidiendoles que mi papá viniera a contarme un cuento cosa que, cuando me desperté ya muy de noche, aún no había sucedido. Mi habitación se me antojaba muy extraña y tenía un olor que no era el mío que hacía que me diera miedo estar solo. Medio dormido, me levanté y fui a buscar a mamá, arrastrando un poco la parte de abajo del pantalón ya que por alguna razón toda la ropa era muy grande. Me subí a la cama, encontrandome con que una chica rubia estaba durmiendo allí. había algo suave debajo de las mantas, pero no me paré a mirar lo que era.
-¿Mamá? -Pregunté, moviendola un poco para despertarla -Tengo miedo -Cuando la miré bien, comprobé que no era mamá, tampoco papá estaba en casa, solo Silya se había quedado conmigo y empecé a llorar por que no me respondía, haciendo que se despertase.
-¿Porqué papá me odia? -Le pregunté, recordando como se apartaba de mi, miraba lejos y no quería decirme por que otro niño también lo llamaba papá. ¿Mamá y él ya no estaban juntos? -Mamá no va a volver, ¿verdad? -Dije pues llevaba con la sensación de que eso nunca iba a suceder, ella no quería ver a sus padres, nunca se iba sin avisar y menos aún justoantes de mi cumpleaños. Todo era muy raro y no llegaba a entenderlo, nadie me lo quería contar y ademas me llamaban de otra forma, eso me daba miedo, no quería ser otra persona.

Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.

Mi sueño, que momentos antes era un día tranquilo en el campo con los niños, de repente se llenó por completo de agua. Sentí que no podía respirar pero no me ahogaba, tan solo era incómodo. Un grito retumbó, moviendomse por toda el agua, sin dejarme ver de dónde procedía. Abrí los ojos asustada, no entendía qué había pasado, asi que, por primera vez, dije el conjuro que Edahi nos había enseñado para que viniera. El corazón me latia muy fuerte, pero me levanté a prepararme algo caliente de beber ya que me sentía fría como si me hubiera caido a un enorme lago de agua helada.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:18 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

807 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 5:02 pm

Silya

Me desperté al escuchar llorar a un niño… era Cain… o su versión en miniatura. Lo estreché con fuerza -Tu papá no te odia- le aseguré acariciándole la cabeza -Está pasando por un momento difícil- añadí antes de estirar mis alas hacia atrás para dejar sitio en la cama -No lo sé, tal vez lo haga- respondí sin saber como consolar a un niño que sabía que algo ocurría pero nadie le explicaba qué era.

Lo tumbé a mi lado antes de quitarle las lágrimas que tenía en los ojos -Si quieres te puedo contar yo el cuento- me ofrecí mientras encendía una de las velas que solo apagaría cuando Cain se volviera a dormir.



Edahi

A pesar de que Robert insistía en entrar a verme, me negué en rotundo haciendo caso omiso a las órdenes del capitán -Tan solo dejadme dormir en paz, me encontraré mejor en la mañana- no podía enseñarles como tenía el cuerpo en ese momento o se asustarían solo de pensar el dolor que tenía que estar pasando. Aunque el veneno había sido expulsado de mi cuerpo, toda la piel estaba rota y levantada… en muchos sitios se podían ver casi los músculos por culpa de lo corrosivo que era el veneno de esas medusas. Sangraba por todos sitios y aunque no era en tanta cantidad como podría parecer seguía causando una horrenda escena sacada de uno de esos cuentos de terror que tanto le gustaban a Emeriel.

Al sentir la voz de Wendy llamándome no dudé en acudir, en aquel momento en el que mi vida peligraba la primera persona que me vino a la cabeza fue ella. Caí estrepitosamente en su cuarto donde para mi sorpresa ella no estaba. Me quedé sentado en el suelo manteniéndome consciente por el mayor tiempo posible -Creo que es la primera vez que me llamas- respondí con una sonrisa adolorida al verla entrar en la habitación. Estaba tan linda como siempre, sin embargo pude sentir unos ojos más preocupados de la cuenta ¿Era por mí? No estaba muy seguro, mi percepción era bastante vaga en aquel momento, no me sorprendería en absoluto descubrir que no estábamos solos en la casa.

Ver perfil de usuario

808 Re: La guerra de los Mil Años el Miér Nov 22, 2017 5:39 pm

Cain / Sessaibushi:
-Nombre: Sessaibushi "Cain" DeepDark
-Edad: 130 años
-Descripción fisica: Su apariencia humana es similar a cualquier otro hombre que puedas cruzarte. Pelo algo más largo de lo habitual, de semblante duro, alto y ligeramente corpulento pero nada muy llamativo. Podría ser desde un soldado cualquiera hasta un panadero o un nómada. Apuesto y caballeroso pero con algo extraño. quizás tan solo un sentimiento de incomodidad cuando su mirada es muy fija o un miedo real a que se acerque. La unica diferencia son las orejas en forma de punta que oculta bajo el pelo.
Tras la rotura del sello, mostró su forma demoniaca. Su fuerza, velocidad y destreza se disparan. El color de ojos se torna ambarino y el pelo se alarga cubriendo su cuerpo. Le salen orejas, hocico y cola. Un lobo espectral ocupa el sitio en que antes había un hombre. Sin embargo, puede volver a su forma humana.
Forma humana

Forma demoniaca completa


-Descripción psicológica: A pesar de ser un demonio, su personalidad y educación lo mueve a ayudar a otras personas, humanos, ángeles o demonios, e intentará hacer lo que esté en su mano Esta es una forma de vivir muy amable y generosa, pero él sabe que es egoísta, pues más que hacerlo por otros, lo hace como compensación por lo ocurrido, para tener la conciencia tranquila.
Si bien sus poderes aumentan cuando los sentimientos negativos que lo rodean son más fuerte
s, este poder va quemándolo como ponzoña venenosa, volviendolo fuerte pero malvado. Por supuesto, no le gusta en absoluto la sensación de estar usando a los demás como canalizadores, por lo que busca liberar su propio poder sin que nadie tenga que odiar, matar o herir a otros. Solo tiene cariño por tres cosas, que lo acompañan en su viaje y de las que jamás se separa: Las espadas que su padre le regaló y una foto que tiene de su familia cuando aún estaban todos. 
Conoce su apellido real, pero no tiene cariño ni curiosidad por establecer contacto con sus abuelos, lo que sus padres le contaron fue más que suficiente para que todo el interés que sentia por esos demonios desapareciese. 


-Historia: En el mundo de los demonios, conocido como Infierno, no es extraño conocer el enlace entre dos demonios unidos por el interés paterno de aumentar su honor, orgullo y renombre. Allí donde la desolación y los sentimientos amargos son el pan de cada día, cuanto más poder se tiene, mayor respeto corresponde a la familia. Aunque las cosas han cambiado un poco, esta fue la razón de que Learty, una joven de la conocida familia demoníaca Rivernigth, huyera de lo que sus padres habían preparado para ella, de la mano del apuesto sirviente que vivía con ellos.
De esta aventura por los mundos, un amor dio paso a la relación clandestina de ambos jóvenes, que viajaron por el Infierno y la tierra humana conociendo sus costumbres y a sus gentes.
Veinte años después, el timbre de la mansión Rivernigth sonó con un apremiante tono de alarma. Al abrirse la puerta, la dulce Learty envuelta en lágrimas pidió ayuda. La guerra habia estallado en el mundo humano y los habia cogido en medio. Ni el avanzado estado en que se encontraba el embarazo de la chica, ni sus heridas o la presencia del marido de esta, herido gravemente, casi inconsciente, ablandó el corazón de sus padres, que cerraron las puertas fingiendo no reconocerla.
Obligandose a ser fuerte, Learty volvió al mundo humano con su marido. La casa era todo lo que tenian y desde ese momento decidieron dejar atras el apellido de ambos y comenzar la segunda parte de su aventura siendo la familia DeepDark, sin honor, sin conocidos, sin nada.
El doloroso parto tuvo lugar en el mundo humano, la madre quedo exahusta, por lo que Crypthorn tuvo que utilizar todos sus conocimientos en espadas, magia y la fuerza de la que disponia para proteger a su mujer y a su hijo, Sessaibushi, el nombre del hermano fallecido de Cryp.

Tras la recuperación y el encuentro de un lugar donde vivir, cuando el pequeño Sessai cumplia los tres años, sus padres tomaron la decision mas dificil. Al serle imposible ocultar su energia demoniaca, los humanos se sentian agresivos hacia el pequeño. Debian protegerlo. La forma mas segura para todos era aprovechar que los ojos del pequeño tenian un color humano para sellar su potencial y que, a ojos ajenos, fuera un niño humano como tantos otros, hasta que llegase la edad en que fuera capaz de cuidarse.
Para evitar que estuviera completamente indefenso, su padre le enseñó todo lo que sabia sobre espadas, reconociendo que Sessai era muy bueno en el manejo de estas, llegando a usar dos y superar a su padre a los 60 años (aparentando 16). Por su parte, Learty no queria enseñarle nada de poderes demoniacos, por lo que solo le contaron la verdad, evitando contarle lo que pudiera asustarlo.

Ajeno a ellos, la guerra avanzaba y cuando la familia se pensaba segura, un giro los separó, dejando al chico con su madre y al padre desaparecido. Delante de él, un ángel confundido atravesó a su madre con su propia arma. El sello que mantenia al demonio de Sessai oculto se rompió, liberandose. La cara del chico se alargó, sus dientes crecieron y cayo a cuatro patas. Un enorme lobo demoniaco de pelo morado claro y negro miraba a los hombres con ojos rojos, llenos de lagrimas. De un mordisco, enloquecido por el dolor de la perdida, mató a aquel que tenia mas cerca. Uno tras otro, todos murieron entre sus fauces, y solo el angel, que habia salido antes de que Learty muriera, estaba vivo. 
La consciencia de Sessai estaba apagada, y su moral y etica se habia quedado encerrada bajo los recuerdos de la reciente muerte de su madre. Sin ver nada, las muertes continuaron durante un rato, todo aquel que le atacaba, era despedazado, fuera quien fuera.
Nadie parecia capaz de pararlo, pero un lobo similar, de un color mas apagado pero de tamaño mayor consiguio tumbarlo. Mientras Sessai se revolvia, ambos, padre e hijo, volvian a su forma humana. No hicieron falta palabras, Crypthron lo sabia. Su esposa, la madre de Sessai, habia muerto. La sangre emanaba el olor de la desesperacion que intentaba ocultar de su hijo.
Sus caminos tardaron aun 1 año en separarse. Cuando una pista del angel causante de todo aquello hizo que Crypthorn olvidara su camino, las nuevas enseñanzas a su hijo para ayudar a su despertar repentino y ahogar el dolor de la perdida, para guiarse por la venganza en la que jamas habia pensado. La peticion de Sessai de que no lo hiciera tardo en hacer efecto, un par de semanas siguiendo al hombre, apagaron la llama del odio.
Si bien el poder de Crypthorn y Sessaibushi era cada vez mayor por la desesperacion de los humanos, ninguno queria seguir lo que su raza solia escoger. Aquel mundo era el que su madre habia elegido, en el que habian vivido durante tanto tiempo y donde ella habia muerto. En un viaje a la tumba de Learty, padre e hijo sabian el siguiente paso. Aventuras separadas, necesitaban pensar, digerir lo ocurrido. Crypthorn partio al anochecer en direccion norte. Sin despedidas, llantos o mentiras. Solo una promesa de reencontrarse cuando sus almas estuvieran recuperadas.
Seis años después, el dia a dia de Cain, el nombre humano que Sessai adopto por ser mas facil que el real, se basaba en ayudar a aquellos que lo necesitaban, a la fuerza si era necesario.

-Gustos y disgustos:
 +Las noches de luna llena
 +Ayudar a la gente
 +Su poder demoníaco cuando esta bajo control
 +Carne
 +
 -Matar por error
 -Descontrolarse
 -Quedarse bloqueado
 -Pescado

-Poderes:
*Poderes de demonio estándar:
Ver el aura de las personas: Al utilizarlo para aumentar su poder, desarrollaron la capacidad de ver las auras. Su forma y color es diferente en cada persona, pero solo se ven cuando el dueño siente algo fuerte. La textura es siempre similar a un vaho, semitransparente, no se "ve" a no ser que se mire.
Visiones de un futuro cercano: El leido debe estar dormido, inconsciente o en coma para poder ser objeto de este poder. El "ritual" es diferente para cada familia, pero el resultado es siempre el mismo, entre 5 y 10 segundos de una escena que ocurrira en el futuro. No es un poder exacto, podría mostrar un peligro, una pista o simplemente una imagen de lo que va a desayunar.
Sobrehumano: Su capacidad sobrehumana les permite moverse por zonas contaminadas sin sentir los efectos de estas (excepto radiación en grados altos)
Modificación temporal de apariencia demoniaca: A pesar de ser muy cansado, en ocasiones, los demonios utilizan la energía oscura ambiental para modificar a ojos de quienes les ven su apariencia demoniaca, no pudiendo cambiar su forma pero si ciertos aspectos como el color del pelo o las escamas, los ojos o el tamaño de los colmillos, incluso su aparición. Esto para quienes tienen mucho potencial mágico (como arcángeles o altos cargos infernales) se ve como una ilusión translucida sobre la verdadera apariencia del sujeto.
Absorción de sentimientos negativos: La ira, el miedo, el dolor y la venganza son algunos de los poderes que más energía y poder suministran a los demonios, que son capaces de utilizarlos a su favor.
*Poderes de Cain:
Velocidad aumentada: Como demonio lobo tiene la capacidad de correr grandes distancias a gran velocidad sin cansarse aunque, una vez pare, deberá descasar hasta reponerse.
Visión nocturna:
 Gracias a su naturaleza lobuna, es capaz de ver sin problemas en noches de luna nueva, tanto en su forma humana como demoníaca.
Alimentación animal: Esto es más una característica, pero por su forma de depredador puede comer carne cruda sin problemas para su organismo.
Comunicación:
 Puede entender y hablar con lobos.

-Extras: Sus padres escogieron un apellido nuevo para su familia, evitando asi dañar de alguna forma a la familia de la chica.
Entre sus ropas esconde una vieja foto de sus padres con él de niño, cuando sus poderes estaban ya sellados.
Le gusta ser un demonio, no odia su naturaleza, a pesar de arrepentirse de lo que hizo.
Tiene una relación con Silya
Silya fue muy buena conmigo aunque había hecho que se despertase. Enseguida me aseguró que papá no me odiaba, que solo estaba pasando por un momento dificil. Pregunté, pero no me escuchó, aunque tal vez solo lo pensé. No pudo responderme a si mamá volvería o no, pero accedió a contarme un cuento. Mis ojos se fijaron en que tenía dos enorme alas a la espalda, asi que me estiré, dispuesto a tocarlas, pero algo me dijo que no debía hacerlo sin preguntar.
-¿Puedo tocarlas? -Le pregunté, volviendome a tumbar a su lado donde me había tumbado. Sonreí cuando me lo permitió, la miré, pues parecía haber hecho una broma privada, pues sonreía mucho. Mejor, era feo ver a gente triste. Le toqué las plumas con suavidad, deduciendo que eso era la cosa suave que me había encontrado en el interior de la cama.
-Que suave, como un peluche -Dije distraido, moviendo la cola con suavidad. Cuando ya me cansé de acariciarlas, volví a tumbarme a su lado, esperando que me contase el cuento prometido y, poco después, me quedé dormido.


Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.
Estaba totalmente distraida preparando el té y casi se me había olvidado que llamé a Edahi hasta que, al volver a la habitación, me lo encontré completamente lleno de sangre y con cara de estar realemente cansado. Dejé la taza en una mesa, pero al parecer no acerté del todo y acabó en el suelo, aunque, por supuesto, no le hice el menor caso, acercadome a toda velocidad.
-¿Qué te ha pasado? -Exclamé, sin saber por donde empezar a curar. al rozarle la primera vez noté que se encogía un poco, por lo que decidí no tocarle más, quizás era urticante o quemaba, lo mejor era no alarmarse de más o no podría ayudarle.
-Tefael está en la habitación de Eider, ¿quieres que le pida ayuda? -Le pregunté, hablando un poquito bajo pues sabía que Cryp y el pequeño tenían muy buen oido. Después de lo sucedido con Cain parecía que el día no podía empeorar, pero estaba claro que me equivocaba.
-Deberia limpiarte la sangre, no veo que llevas -Le dije un poco frustrada por no saber qué hacer. Su piel parecía estar cayendose a trozos, como si hubeira tomado el sol demasiado. No dejé que contestase, pues era realmente terco cuando quería y añadiendo eso al dolor que precía sentir era poco probable que le gustase que en ese momento le tocara. Fui rápidamente a por uno de mis vestidos de algodón, lo suficientemente suaves para que no le molestase al contacto con la piel y usé lo que quedaba de infusión para limpiarle poco a poco las heridas, esperando que esas hierbas, relajantes, lo ayudasen a soportar un poco el dolor.
-Lo siento si te hago daño... -Dije, disculpandome sin saber bien cuanto le dolía. Soplé con suavidad en las heridas cada vez que lo oía quejarse o notaba que intentaba contenerse de apartar los brazos.
-No deberias haber venido si estabas asi
-Le regañé, sin decirle que realmente era su voz la que me había despertado. Lo miré de reojo, también tenía heridas por la cara, algo grave le tenía que haber sucedido y, si era algo sobrenatural, en el barco no iban a poder ayudarle, asi que tenía que curarlo lo antes posible para que ellos no se tuvieran que preocupar. Conforme limpiaba la sangre, me daba cuenta que algo urticante le había rozado y, aunque no sabía que clase de planta o cosa le había hecho eso, si era real o algo de los sueños, en la zona de la montaña había muchas plantas que producían ese tipo de reacciones, no en tal grado, pero al menos no era algo que no conociese de nada. Sonreí al saber que iba a poder ayudarle y lo miré, al menos parecía un poquito más tranquilo...



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:18 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

809 Re: La guerra de los Mil Años el Jue Nov 23, 2017 10:42 am

Silya

Le permití tocarlas al ver que eso lo distrajo e hizo que dejara de llorar -Pero no tires de las plumas- le pedí mientras movía una de mis alas más cerca suya. Sonreí al recordar que él había dicho algo similar mucho tiempo atrás -Tú también eres suave como un peluche- respondí arropándolo un poco antes de iniciar el cuento. Me sabía muchos pues aunque Edahi ya era más mayor cuando lo encontré, seguían gustándole los cuentos. Y también me sabía otros por escuchar a Isaro leer… cada vez lo hacía mejor.

Cuando se quedó dormido le volví a hacer la pequeña trenza y le di en la frente un beso de buenas noches antes de apagar la vela. Esperaba que el día siguiente fuera más tranquilo.



Edahi

Su pregunta me hizo sonreír sabiendo que intentaría evitar decirle lo sucedido -Si te lo contara te reirías de mí- que el segundo al mando se caiga por la borda era algo irrisorio, el único problema fueron las medusas que esperaban abajo. Apreté los dientes cuando me rozó. Ya se había ido el veneno que pudiera afectar a Wendy si me tocaba, pero eso no quitaba que fuera doloroso al tacto. Me negué a pedir ayuda a Tefael, sabía que ahora que tenía pareja no me acosaría por deberle un favor, pero seguía sin querer su ayuda, tampoco estaba tan mal como para necesitar magia para curarme…¿no?

Aunque antes me hubiera negado en rotundo que me limpiara las heridas, no pude hacerlo ese día pues empezaba a darme cuenta de que era algo más que amistad lo que sentía por ella. Su tacto realmente dolía, pero hacía todo lo posible aguantarlo -Me lo merezco por mancharte ese vestido tan lindo- respondí sin darle demasiada importancia a que Wendy me hiciera daño. A pesar de su regaño no me sentí culpable por haber ido -No sabía si era importante- era la primera vez que me llamaba, incluso si no era algo grave habría acudido.

Ya había dejado los brazos y estaba pasándome la tela por la cara con sumo cuidado, cuando me explicó que había soñado que yo la llamaba gritando y eso la asustó. La miré directamente a los ojos -Eso no fue un sueño, realmente te llamé… perdón por asustarte- me disculpé sorprendido de que hubiera escuchado mi grito telepático a tal distancia. Estaba algo cansado así que tuvo que pedirme que me quitara la camiseta para que me acordara de que la llevaba puesta… La ropa no había servido de escudo contra las dichosas medusas, estaba igual que los brazos o incluso un poco peor porque las telas habían absorbido la sustancia venenosa y se quedaron pegadas a mí hasta que perdió su efecto a diferencia de la otra que se resbaló gracias al agua de mar antes de que fuera hasta casa de Wendy.

Ver perfil de usuario

810 Re: La guerra de los Mil Años el Jue Nov 23, 2017 12:13 pm


Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.
Fruncí el ceño cuando le quitó importancia a lo ocurrido asegurando que me reiría de él, cosa que no era cierta, estaba muy herido y aunque hubiera sido algo tonto, no estaba bien reirse de cosas asi. No le molesté más, ya sabía que no siempre se sentía con ánimos de contar las cosas que le sucedían y ahora ya no podía ayudar en lo que fuera que había pasado.
-Es viejo... -Le aseguré cuando se culpó por mancharme el vestido. Por supuesto, no era del todo cierto, simplemente tenía otro más nuevos y, aunque ese realmente era de mis favoritos, solo era un vestido. Pasé a limpiarle con suavidad el cuello y la cara y me lo quedé mirando cuando admitió que me había llamado, sonrojandome sin saber qué decir, pues tal vez había sido por mi llamada que había pasado por lo que le había provocado aquella reacción tan extraña. Le pedí que se quitase la camiseta sin saber que más decir, evitando mirarle a los ojos. Me latía el corazón con mucha fuerza, realmente no se daba cuenta de lo que sentía cuando decía cosas asi. "Tiene novia de todas formas" Pensé para tranquilizarme un poco y seguí limpiandole con la infusión ya fría y el vestido que pronto sería completamente rojo. Me acerqué un poco, pues era muy incómodo limpiarle desde tan lejos, por suerte al estar arrodillada en el suelo no me era muy complicado. Por supuesto, evité rozarle lo máximo posible las piernas pues también parecían tener muchas heridas, mirando fijamente el lugar que curaba. Casi tenía que aguantar la respiración mientras le limpiaba la sangre, tenía la sensación de que mi corazón iba a escaparse corriendo por la puerta y mi vista iba y venía a sus ojos, encontrandomelos siempre mirandome. ¿Porqué me miraba tanto? ¿Tenía algo en la cara? Le pedí que se quitase los pantalones, completamente roja, pero centrandome en la sangre. Una vez se la quité toda y tras volver a mirarlo, aproveché mi viaje al baño para relajarme un poco. Cogí la crema que teniamos, de un color verde bastante feo, pero que evitaba que las heridas se infectasen haciendo que el dolor de estas se redujese. Respiré hondo y volví a la habitación donde estaba Edahi, colocandome en el mismo sitio donde estaba antes, sin atreverme a mirarlo.
-Puede q-que esté un poco fría... -Le avisé antes de empezar a ponerla sobre las heridas más pequeñitas de las manos y las piertas, subiendo poco a poco por los brazos y el torso. En el cuello parecía tener bastantes menos que en el resto del cuerpo, asi que pasé a la cara, no pudiendo evitar darme cuenta de que seguía mirandome fijamente. Le pasé con suavidad el vestido por el labio, una de las pocas zonas que estaban bien. Me acerqué un poco, mirandolo de nuevo a los ojos, que seguían buscando algo en los míos, algo que yo no lograba entender, pero que no me molestaba. Me acerqué poco a poco a él, queriendo saber como sería besarlo, queriendo comprobar si era tan agradable como en mis sueños.
"¡Pero qué haces!" Pensé, regañandome antes de dejar de incorporarme, sentandome en el suelo con los ojos como platos. Me había dado la impresión de que se acercaba, incluso juraría haberle rozado y eso me provocó una pequeña descarga. Quería seguir, pero de tan solo pensarlo me sonrojé mucho y comencé a pensar con toda la fuerza que podía en un muro de piedra. Me levanté rápidamente y tartamudeé cosas sin sentido, olvidandome de recoger la crema y marchandome a toda velocidad al baño. No podía pensar y mantenerme calmada para que mis pensamientos no fueras faciles de leer me era casi imposible. Busqué las vendas que teníamos, tirando muchas de las cosas que había en los armarios y volviendo un poco nerviosa. Me costó mucho vendarle, repitiendo mucho más de la mitad varias veces por obligarme a pensar en el muro de piedra. Mi corazón seguía queriendo escaparse y no podría estar más de acuerdo con él, pero dejar a Edahi solo con tantas heridas no era algo que estuviera dispuesta a hacer.
-L-l-l-levanta el b-b-brazo -Le pedí nerviosa, casi terminando por fin con las vendas.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:18 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

811 Re: La guerra de los Mil Años el Jue Nov 23, 2017 2:14 pm

Edahi

Por más que dijera que el vestido era antiguo podía notar que le gustaba mucho -Silya se sabe un hechizo para quitar manchas en la ropa, quedará como nuevo- antes de volver le avisaría a ella para que Wendy no se lo tuviera que pedir. Porque si ella pensaba que causaría problemas no diría nada con tal de no molestar.

Sin darme cuenta me quedé mirándola, las heridas me habían causado un cansancio físico y mental, ya que tuve que usar mi fuerza de voluntad y mi conciencia para no transformarme, así que no me percaté de que mi intensa mirada la estaba incomodando. Me quité con dificultad los pantalones cuando me lo pidió… las heridas tenían el mismo aspecto que la zona del pecho y el abdomen: Bastante malo.

Wendy estaba muy concentrada en curarme… o tal vez era que como Tefael estaba durmiendo al lado no quería despertarlo con cualquier conversación vacía de sentido. Sonreí cuando volvió con una crema -Podré soportarlo- bromeé, me había caído a las casi heladas aguas del norte, una crema no estaría más fría. En todo ese rato apenas me moví si no era para quitarme ropa, el roce con las heridas era muy doloroso así que preferí evitar tocarme sin querer, permaneciendo en casi la misma postura. Pude darme cuenta de que se había quedado mirando mis labios unos segundos antes de mirarme a los ojos.

Quizás yo había entendido de más, pero cuando estuvo suficientemente cerca acorté la poca distancia que había entre nosotros queriendo besarla, pero consiguiendo tan solo un mísero roce "¡Pero qué haces!" Su pensamiento me llegó alto y claro, percatándome en ese momento que no había sido eso lo que ella pretendía, seguramente solo se acercó para ver alguna herida. Quise disculparme inmediatamente al ver su cara de sorpresa e incredulidad, pero Wendy fue más rápida y se marchó tartamudeando algo a gran velocidad. Suspiré al darme cuenta de que por más que yo me hubiera dado cuenta de lo que sentía no podía forzarla a corresponderme.

Cuando volvió seguía igual de nerviosa que antes, pero como estaba intentando concentrarse no quise que mi disculpa le hiciera rememorarlo "Tampoco ha sido para tanto" pensé queriendo que algo de mi arrepentimiento se marchara, pero comprendiendo que ese podía haber sido su "primer beso" y que no estaba bien hacer lo que quisiera solo por que había confianza. Extendí mi brazo cuando me lo pidió terminando de ese modo de vendarme por completo. Me levanté con dificultad mientras la veía recoger todas las cosas. Acepté llevarme la crema y le agradecí mucho las curas que me había realizado -Tendré más cuidado de ahora en adelante- me refería a mis ganas de besarla, aunque quizás no especifiqué lo suficiente.

Ver perfil de usuario

812 Re: La guerra de los Mil Años el Jue Nov 23, 2017 3:31 pm


Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.
Bloqueé tanto lo que estaba pensando que no pude relajarme y, cuando Edahi dijo que tendría más cuidado, mi mente me traicionó.
-No hace falta -Le dije, quejandome al darme cuenta de lo que había dicho -Quiero decir que no pasa nada, no me molesta verte sin camiseta y tener que curarte, además te he llamado yo no ha sido culpa tuya, aunque no deberias haber venido estando tan mal, pero me encanta verte y... -Gimoteé un poco al darme cuenta de todas las idioteces que estaba diciendo cuya velocidad aumentaba conforme más roja me ponía -Quiero decir que no me molesta tu compañía pero prefiero que no te hagas daño -Respondí, de nuevo, tapandome un poco con las manos sin saber que decir.
-Te traigo algo de ropa, un momento
-Le dije, apresurandome a traerle algo de ropa que le fuera grande para que no le rozase mucho. Al volver, sabiendo que no tardaría en irse, me acerqué.
-Ten cuidado al volver
-Me acerqué y fui a darle un beso en la mejilla. Me parecía mal darselo en una de las heridas asi que fui moviendome para esquivarla. Como había visto, tan solo sus labios estaban libres de heridas, asi que le di el beso donde pude, poniendome roja, saliendo a por la bolsa con la ropa que le había guardado.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:18 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

813 Re: La guerra de los Mil Años el Jue Nov 23, 2017 7:31 pm

Edahi

Sus palabras me hicieron mirarla con curiosidad ¿Realmente no hacía falta que me contuviera? No me lo podía creer… sobretodo porque venía de ella. Aunque fue algo confuso me di cuenta de que no había entendido mis palabras con su significado real, algo más común en Wendy. El rubor aumentaba conforme hablaba, haciendo que incluso se quisiera cubrir la cara lindamente para ocultarlo. Estaba tan vendado que ni me acordé de mi falta de ropa hasta que ella me lo recordó. Me vestí con la que me entregó, era bastante fresca así que necesitaría poner muchas mantas en mi cama si quería intentar dormir. -Lo tendré- le aseguré sin tomármelo muy enserio, tenía ganas de llegar y descansar un rato en silencio, no me importaría atajar con tal de llegar antes.

Su beso me sorprendió, causando que enrojeciera rápidamente ¿Desde cuando tenía ella tanta iniciativa? sabía que no debía malinterpretarla por lo que pensé en otras cosas para evitar hacer algo de lo que más tarde me arrepintiera. Esperé a que volviera con la bolsa para tirar de ella hacia mí y besarle la frente -Si querías un beso, solo tenías que pedirlo- comenté sin ser bromista con el tema pero con una pequeña sonrisa, sus labios sabían al té que había bebido antes... me dejó un buen sabor en la boca. Cogí la bolsa que tenía en la mano y desaparecí, no sin antes pasarme por los sueños de Silya para informarle del vestido manchado de Wendy.

Ver perfil de usuario

814 Re: La guerra de los Mil Años el Vie Nov 24, 2017 8:21 am


Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.
Al volver a la habitación con la ropa, un poquito más tranquila, pero con el corazón acelerado. Le tendí la bolsa con su ropa a Edahi, pero en vez de cogerla, tiró de mi para besarme en la frente. Me sonrojé de nuevo, quedandome sin habla.De repente, desapareció, seguramente entrando en el sueño de quienes dormian en la habitación contigua. Me quedé quieta mirando el sitio donde estaba un momento antes y respiré hondo.
-Quiero que me beses -Dije, pensando que estaba sola, sonrojandome inmediatamente y poniendome a recoger a toda velocidad la habitación. De todas formas él ya tenía novia, asi que era una tonteria pensar en ese tipo de cosas.
Me intentaba convencer de ello, pero seguía con el corazón acelerado. No iba a conseguir dormirme, asi que me puse a limpiar la taza rota y la infusión del suelo para que nadie se hiciera daño. Me distraje bastante, hasta el punto de olvidarme de la hora y darme cuenta, de repente, que entraba luz por la ventana del salón.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:18 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

815 Re: La guerra de los Mil Años el Vie Nov 24, 2017 1:09 pm

Tefael

Eider estaba muy emocionado saltando encima mía en su forma gatuna contándome que había visto y oído en la habitación de al lado, pues la llegada Edahi fue algo más ruidosa de lo que ellos se imaginaban. Me resultó interesante descubrir que ciertamente se atraían mutuamente, pero que ninguno se percató de ello. Cryp todavía estaba dormido, pero no tardó en despertarse con el escándalo que estaba creando Eider al saltar de un lado a otro de la cama.

Desayunamos tranquilamente junto a Wendy que ya había preparado para todos la primera comida del día, y más tarde nos fuimos a ver como había pasado la noche Silya y el pequeño Cain. En un principio quise molestar a Wendy con lo que me había contado Eider, pero era tan tímida y adorable que me daba lástima bromear sobre ello. Silya habló con ella sobre un vestido, cosa que no me interesaba, y sobre algo de dibujos… que tampoco me interesaba.

La mañana fue divertida, lo únicos que faltaron fueron Scar e Isaro. Aunque tampoco les pensaba decir nada, tenían cosas mucho más interesantes que hacer que cuidar de un niño y hablar con nosotros.

Ver perfil de usuario

816 Re: La guerra de los Mil Años el Vie Nov 24, 2017 1:58 pm

[Cain]
La mañana fue muy divertida, auqnue papá desayunó con nosotros estuvo mucho rato ausente y sin querer jugar conmigo, siempre más pendiente de Eider y Fifi que de mi. Aunque la aldea era extraña pues había mucha mucha gente que no conocía, encontrarme con dos niños que se parecían fue entretenido, pese a que de vez en cuando me quedaba mirando al árbol que había en lo alto de la colina sintiendo que mamá estaba ahí mirandome. Por supuesto, ninguna de las veces logré verla. ¿Quizás estaba jugando al escondite?
Cuando nos pusimos en marcha para comer, me quedé mirando allí de nuevo. Había algo que me impedía apartar la vista, y algo más fuerte que me invitaba a ir, pero también un pequeña alarma de que no era buena idea. Tiré con suavidad de la mano de Silya, ya que papá se había ido.
-¿Podemos ir allí? -Le pedí, señalandole el lugar que llevaba tanto rato mirando. No entendía mucho lo que ocurría: papá estaba raro, mamá desaparecida, mucha gente nueva decía conocerme, me llamaban de formas raras y me miraban extraño, pero eso no iba a quitarme la ilusión de que mi cumpleaños era al día siguiente.


Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.
Aunque había estado disimulando, mi mente no dejaba de ir y venir al beso tan tonto que le había dado a Edahi. Eso significó que mi humor era realmente bueno y ayudé un poco a Isaro con la lectura, pese a que era ya bastante bueno, hablado con Silya sobre mi vestido manchado, que me importaba ya muy poco y notado extraña a Scar. Preferí no hablar mucho con Cain, que aunque era un niño me resultaba extraño tener delante, pero si bromeé con Silya sobre que podría decir que era el hijo de ambos, siendo ella su pareja y el niño exacto al susodicho seguro que la gente se lo creería, al menos la que no hubiera visto en los últimos años.
El día paso rápido y decidí ir a comer a casa deCain, pues Crypthorn había preferido ignorar un poco al niño para estar con Eider y Tefael y, personalmente, me parecía un poco mal dejar a Silya sola con semejante problema. Llegué y no estaban, asi que esperé un poco en la puerta.

Scar:
-Nombre: Marie Anne Limesground, "Scar"
-Edad: 89
-Descripción fisica: La piel de Scar es de un tono claro pero algo más oscuro que la de Wendy pues se pasa más tiempo al sol, sus ojos de un tono lavanda suave y el pelo violeta casi blanco, siempre atado en una coleta o trenza, casi nunca decorado con nada salvo algún lazo regalo de su amiga Wendy. Le gusta vestir cómoda, con camisetas simples de colores básicos, su chaqueta de "aventuras" y unos pantalones casi siempre destrozados por sus continuos viajesfuera de la casa. Le gusta llevar un a cinta al cuello como si fuera un collar y un par de pulseras que su hermana le dió cuando eran más pequeñas. A su espalda, dos enormes alas marrones creadas por Tefael le dan el aspecto de ángel que siempre quiso.


-Descripción psicológica:  Una chica fuerte, dura, borde y algo agridulce. Es muy directa cuando tiene algo que decir y no se corta un pelo al hablar. Es borde si la situación lo requiere pero sabe cuando debe mantenerse callada. Su caracter desaparece cuando ve un ciervo, pues es su animal favorito.
-Historia: Amaia y Eduardo, sus padres, abandonaron a Scar a sus siete años en la aldea donde ha crecido desde entonces, diciendo que iban a buscar a su hermana. Jamás volvieron. Scar no les odia, pero sabe que si volvieran no los trataria como padres. Se crió con ayuda de los padres de Cain, que la cuidaban como alguien más de la familia, y unos vecinos sin hijos, que la acogieron como tal. Estos han sido desde entonces sus padres, viven aun en la aldea, aunque ella decidió montarse su propia casa más cerca del bosque, bien camuflada, como refugio para un posible ataque. Su historia no es más compleja que eso.
La unica peculiaridad es que su padre era un ángel caido, por lo que la mancha de oscuridad devoró una de las alas de Scar antes de que esta comenzase a andar. Es una mutación genetica que no afectó a su hermana mayor.
-Gustos y disgustos:
+Correr junto a Ocho
+Nadar en el lago desnuda
+El pescado, en especial la trucha frita
+Aunque jamás lo admitirá, volver a ver a sus padres
+Isaro
-Luna nueva
-Eclipses
-Que se burlen por su unica ala
-....
-Poderes: Mantener la estabilidad en una caida
Arma sagradas (regalo de sus padres para que se protegiera), es una daga que hace mucho dejó de ser realmente sagrada
Curación
Vuelo
Si sus emciones se descontrolan, comienza a llover a su alrededor.
-Extras: Vive con Wendy en su casa junto al bosque, aunque visita a sus padres cada dos dias.
Tiene un perro llamado Ocho en el bosque. Entra a casa a dormir y come con ella. Ocho es un mestizo de Pastor alemán y Rottweiler y lo llamó asi por el antifaz que tiene en los ojos, que forma el simbolo infinito.
Es mitad guardían, mitad alquimista con un don innato mínimo para Miada, es decir, no cura las heridas, sino que las restaura. No sabe controlar el tiempo ni sabe que tiene este poder, ya que nunca se ha activado.
El nombre real de su hermana era Rilleta Kathleen pero, al ser muy largo y dificil, todos la llamaban cariñosamente Ricca.
Tiene una relación con Isaro y ha comenzado a vivir con él
Era la tercera vez ese día que me mareaba, no le di mucha importancia, por supuesto, simplemente le pedí a Isaro quedarnos por un día en casa. No tuve problemas en conseguirlo, pues también había prometido dibujar siempre que quisiera, asi que me ofrecí a hacer de jarrón durante ese día como compensación por el encierro. Por desgracia, casi me caí de la silla donde estaba por un pequeño mareo en mal momento, al sentarme tras ir a por agua.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:19 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

817 Re: La guerra de los Mil Años el Sáb Nov 25, 2017 5:14 am

Edahi

Aquella mañana abrí la puerta de mi camarote encontrándome con una gran parte de la tripulación durmiendo en el suelo o recostados sobre las paredes cercanas -¿Pero qué hacéis?- mi pregunta los despertó, me miraron con alivio y aprecio a ver que tenía mejor aspecto a pesar de las vendas -Dije que qué hacéis aquí, que yo me tome unos días de descanso no significa que vosotros podáis ¡A trabajar!- empecé a enumerar todas las cosas que había que hacer, consiguiendo que se pusieran rápidamente en marcha. Volví a mi habitación sabiendo que no me permitirían hacer nada después de lo ocurrido en la noche.

Poco rato después Y'ami entró en la habitación tímidamente, comprobó todas mis heridas con la vista antes de disculparse por su hermano -Fue un accidente, tampoco hay que darle importancia- le dejé un sitio en la cama para que pudiera sentarse o tumbarse a mi lado, eligiendo esta última -Creí que ibas a morir- gimoteó antes de que las primeras lágrimas empezaran a recorrer su rostro -Pero estoy bien, solo necesito un par de días y estaré como nuevo- le aseguré dándole un suave beso. Aunque había descubierto lo que sentía por Wendy, no podía simplemente cortar con Y'ami, solo quedaban veinte días para que volviera a su hogar, y no era de mi estilo hacer incómoda la convivencia en el barco, menos aún si era una chica tan dulce y tierna como ella… prefería que todo terminara con normalidad el último día cuando nos despidiéramos. Al menos así no sufriría tanto pues la distancia sería la causa de nuestra separación y no el hecho de que no la amara. Quizás era muy egoísta por mi parte hacerle pensar eso, pero no quería herirla más de lo que ya iba a hacerlo, no si era innecesario.



Silya

Se me hacía difícil tener que cuidar de Cain… era la persona a la que yo más quería y él ni siquiera me recordaba. Quería tratarlo como a Eider pero me era, después de todo, imposible. Su pregunta cerca de la hora de comer quise negársela o al menos posponerla el máximo tiempo posible, sin embargo no pude resistirme a esos brillantes ojos que tenía -Vayamos-  contesté con una sonrisa esperando que fuera demasiado pequeño como para entender el significado de la tumba.



Isaro

Nos quedamos en casa tranquilamente, ese día fue la primera vez que la dibujé mientras ella me miraba. Dejé que se pusiera una postura natural porque prefería que pareciera algo más espontáneo de lo que en realidad era. Me encantaba que me observara con esos preciosos ojos que tenía, me hacían querer que mi dibujo saliera lo mejor posible y le gustara tanto como lo habían hecho los anteriores.

En una de las veces que se levantó casi se cae al regresar -¿Estás bien? ¿Te duele algo?- pregunté dejando rápidamente a un lado el papel y acercándome a ver que le ocurría. Fue en ese momento que entendí que no se había quedado para que la dibujara sino porque se encontraba mal -¿Puedes ir hasta la habitación o quieres que te ayude? Voy a prepararte algo nutritivo- no le di opción a elegir entre si ir o no a la cama. Tenía que descansar, y no aceptaría ninguna excusa.



Mitzrael

Observé a mis dos acompañantes, Pluma seguía sin decir nada, después de tanto tiempo había llegado a la conclusión de que era muda. La apodé de ese modo porque el color de su pelo era el mismo el de que mis plumas, y como miraba cuando la llamaba así decidí dejárselo. Estábamos en una ciudad escondida entre las montañas, desde que había adoptado a aquella niña humana por diversión mis ganas de crear una matanza disminuyeron considerablemente -¿Quieres eso?- pregunté al ver que miraba un lugar, eran flores invernales que vendían en el camino. Ella negó con la cabeza haciendo que me fijase más, descubriendo que quería la cinta verde oscura con la que las adornaba. Miré a Sahaba que comprendió que quería que fuera a por la dichosa flor para la chiquilla.

Cuando volvió se la entregué -Tienes que portarte bien hoy, cuando lleguemos a la posada no deberás salir hasta que él o yo volvamos- era tan obediente como Silya, y a pesar de haberle cortado una mano, habérsela curado y obligarla a matar a las personas de su aldea, parecía confiar plenamente en mí como antes lo había hecho la angelita. Su pureza me irritaba y me gustaba hacerla sufrir cuando no se lo esperaba haciéndolo parecer accidental. Ella asintió poniéndose la cinta en su cabellera como si fuera una diadema y se fue feliz hasta la posada para ponerle agua a la flor sin saber que cuando acabara el día una gran parte de aquella ciudad estaría muerta por una "inesperada tormenta de nieve" que los congelaría y los sobrevivientes serían asesinados por mis manos -Hoy será un día muy divertido- comenté al aire moviendo mis dedos empezando a generar las nubes que acabarían con los humanos de la zona.

Ver perfil de usuario

818 Re: La guerra de los Mil Años el Sáb Nov 25, 2017 6:15 am

Cain / Sessaibushi:
-Nombre: Sessaibushi "Cain" DeepDark
-Edad: 130 años
-Descripción fisica: Su apariencia humana es similar a cualquier otro hombre que puedas cruzarte. Pelo algo más largo de lo habitual, de semblante duro, alto y ligeramente corpulento pero nada muy llamativo. Podría ser desde un soldado cualquiera hasta un panadero o un nómada. Apuesto y caballeroso pero con algo extraño. quizás tan solo un sentimiento de incomodidad cuando su mirada es muy fija o un miedo real a que se acerque. La unica diferencia son las orejas en forma de punta que oculta bajo el pelo.
Tras la rotura del sello, mostró su forma demoniaca. Su fuerza, velocidad y destreza se disparan. El color de ojos se torna ambarino y el pelo se alarga cubriendo su cuerpo. Le salen orejas, hocico y cola. Un lobo espectral ocupa el sitio en que antes había un hombre. Sin embargo, puede volver a su forma humana.
Forma humana

Forma demoniaca completa


-Descripción psicológica: A pesar de ser un demonio, su personalidad y educación lo mueve a ayudar a otras personas, humanos, ángeles o demonios, e intentará hacer lo que esté en su mano Esta es una forma de vivir muy amable y generosa, pero él sabe que es egoísta, pues más que hacerlo por otros, lo hace como compensación por lo ocurrido, para tener la conciencia tranquila.
Si bien sus poderes aumentan cuando los sentimientos negativos que lo rodean son más fuerte
s, este poder va quemándolo como ponzoña venenosa, volviendolo fuerte pero malvado. Por supuesto, no le gusta en absoluto la sensación de estar usando a los demás como canalizadores, por lo que busca liberar su propio poder sin que nadie tenga que odiar, matar o herir a otros. Solo tiene cariño por tres cosas, que lo acompañan en su viaje y de las que jamás se separa: Las espadas que su padre le regaló y una foto que tiene de su familia cuando aún estaban todos. 
Conoce su apellido real, pero no tiene cariño ni curiosidad por establecer contacto con sus abuelos, lo que sus padres le contaron fue más que suficiente para que todo el interés que sentia por esos demonios desapareciese. 


-Historia: En el mundo de los demonios, conocido como Infierno, no es extraño conocer el enlace entre dos demonios unidos por el interés paterno de aumentar su honor, orgullo y renombre. Allí donde la desolación y los sentimientos amargos son el pan de cada día, cuanto más poder se tiene, mayor respeto corresponde a la familia. Aunque las cosas han cambiado un poco, esta fue la razón de que Learty, una joven de la conocida familia demoníaca Rivernigth, huyera de lo que sus padres habían preparado para ella, de la mano del apuesto sirviente que vivía con ellos.
De esta aventura por los mundos, un amor dio paso a la relación clandestina de ambos jóvenes, que viajaron por el Infierno y la tierra humana conociendo sus costumbres y a sus gentes.
Veinte años después, el timbre de la mansión Rivernigth sonó con un apremiante tono de alarma. Al abrirse la puerta, la dulce Learty envuelta en lágrimas pidió ayuda. La guerra habia estallado en el mundo humano y los habia cogido en medio. Ni el avanzado estado en que se encontraba el embarazo de la chica, ni sus heridas o la presencia del marido de esta, herido gravemente, casi inconsciente, ablandó el corazón de sus padres, que cerraron las puertas fingiendo no reconocerla.
Obligandose a ser fuerte, Learty volvió al mundo humano con su marido. La casa era todo lo que tenian y desde ese momento decidieron dejar atras el apellido de ambos y comenzar la segunda parte de su aventura siendo la familia DeepDark, sin honor, sin conocidos, sin nada.
El doloroso parto tuvo lugar en el mundo humano, la madre quedo exahusta, por lo que Crypthorn tuvo que utilizar todos sus conocimientos en espadas, magia y la fuerza de la que disponia para proteger a su mujer y a su hijo, Sessaibushi, el nombre del hermano fallecido de Cryp.

Tras la recuperación y el encuentro de un lugar donde vivir, cuando el pequeño Sessai cumplia los tres años, sus padres tomaron la decision mas dificil. Al serle imposible ocultar su energia demoniaca, los humanos se sentian agresivos hacia el pequeño. Debian protegerlo. La forma mas segura para todos era aprovechar que los ojos del pequeño tenian un color humano para sellar su potencial y que, a ojos ajenos, fuera un niño humano como tantos otros, hasta que llegase la edad en que fuera capaz de cuidarse.
Para evitar que estuviera completamente indefenso, su padre le enseñó todo lo que sabia sobre espadas, reconociendo que Sessai era muy bueno en el manejo de estas, llegando a usar dos y superar a su padre a los 60 años (aparentando 16). Por su parte, Learty no queria enseñarle nada de poderes demoniacos, por lo que solo le contaron la verdad, evitando contarle lo que pudiera asustarlo.

Ajeno a ellos, la guerra avanzaba y cuando la familia se pensaba segura, un giro los separó, dejando al chico con su madre y al padre desaparecido. Delante de él, un ángel confundido atravesó a su madre con su propia arma. El sello que mantenia al demonio de Sessai oculto se rompió, liberandose. La cara del chico se alargó, sus dientes crecieron y cayo a cuatro patas. Un enorme lobo demoniaco de pelo morado claro y negro miraba a los hombres con ojos rojos, llenos de lagrimas. De un mordisco, enloquecido por el dolor de la perdida, mató a aquel que tenia mas cerca. Uno tras otro, todos murieron entre sus fauces, y solo el angel, que habia salido antes de que Learty muriera, estaba vivo. 
La consciencia de Sessai estaba apagada, y su moral y etica se habia quedado encerrada bajo los recuerdos de la reciente muerte de su madre. Sin ver nada, las muertes continuaron durante un rato, todo aquel que le atacaba, era despedazado, fuera quien fuera.
Nadie parecia capaz de pararlo, pero un lobo similar, de un color mas apagado pero de tamaño mayor consiguio tumbarlo. Mientras Sessai se revolvia, ambos, padre e hijo, volvian a su forma humana. No hicieron falta palabras, Crypthron lo sabia. Su esposa, la madre de Sessai, habia muerto. La sangre emanaba el olor de la desesperacion que intentaba ocultar de su hijo.
Sus caminos tardaron aun 1 año en separarse. Cuando una pista del angel causante de todo aquello hizo que Crypthorn olvidara su camino, las nuevas enseñanzas a su hijo para ayudar a su despertar repentino y ahogar el dolor de la perdida, para guiarse por la venganza en la que jamas habia pensado. La peticion de Sessai de que no lo hiciera tardo en hacer efecto, un par de semanas siguiendo al hombre, apagaron la llama del odio.
Si bien el poder de Crypthorn y Sessaibushi era cada vez mayor por la desesperacion de los humanos, ninguno queria seguir lo que su raza solia escoger. Aquel mundo era el que su madre habia elegido, en el que habian vivido durante tanto tiempo y donde ella habia muerto. En un viaje a la tumba de Learty, padre e hijo sabian el siguiente paso. Aventuras separadas, necesitaban pensar, digerir lo ocurrido. Crypthorn partio al anochecer en direccion norte. Sin despedidas, llantos o mentiras. Solo una promesa de reencontrarse cuando sus almas estuvieran recuperadas.
Seis años después, el dia a dia de Cain, el nombre humano que Sessai adopto por ser mas facil que el real, se basaba en ayudar a aquellos que lo necesitaban, a la fuerza si era necesario.

-Gustos y disgustos:
 +Las noches de luna llena
 +Ayudar a la gente
 +Su poder demoníaco cuando esta bajo control
 +Carne
 +
 -Matar por error
 -Descontrolarse
 -Quedarse bloqueado
 -Pescado

-Poderes:
*Poderes de demonio estándar:
Ver el aura de las personas: Al utilizarlo para aumentar su poder, desarrollaron la capacidad de ver las auras. Su forma y color es diferente en cada persona, pero solo se ven cuando el dueño siente algo fuerte. La textura es siempre similar a un vaho, semitransparente, no se "ve" a no ser que se mire.
Visiones de un futuro cercano: El leido debe estar dormido, inconsciente o en coma para poder ser objeto de este poder. El "ritual" es diferente para cada familia, pero el resultado es siempre el mismo, entre 5 y 10 segundos de una escena que ocurrira en el futuro. No es un poder exacto, podría mostrar un peligro, una pista o simplemente una imagen de lo que va a desayunar.
Sobrehumano: Su capacidad sobrehumana les permite moverse por zonas contaminadas sin sentir los efectos de estas (excepto radiación en grados altos)
Modificación temporal de apariencia demoniaca: A pesar de ser muy cansado, en ocasiones, los demonios utilizan la energía oscura ambiental para modificar a ojos de quienes les ven su apariencia demoniaca, no pudiendo cambiar su forma pero si ciertos aspectos como el color del pelo o las escamas, los ojos o el tamaño de los colmillos, incluso su aparición. Esto para quienes tienen mucho potencial mágico (como arcángeles o altos cargos infernales) se ve como una ilusión translucida sobre la verdadera apariencia del sujeto.
Absorción de sentimientos negativos: La ira, el miedo, el dolor y la venganza son algunos de los poderes que más energía y poder suministran a los demonios, que son capaces de utilizarlos a su favor.
*Poderes de Cain:
Velocidad aumentada: Como demonio lobo tiene la capacidad de correr grandes distancias a gran velocidad sin cansarse aunque, una vez pare, deberá descasar hasta reponerse.
Visión nocturna:
 Gracias a su naturaleza lobuna, es capaz de ver sin problemas en noches de luna nueva, tanto en su forma humana como demoníaca.
Alimentación animal: Esto es más una característica, pero por su forma de depredador puede comer carne cruda sin problemas para su organismo.
Comunicación:
 Puede entender y hablar con lobos.

-Extras: Sus padres escogieron un apellido nuevo para su familia, evitando asi dañar de alguna forma a la familia de la chica.
Entre sus ropas esconde una vieja foto de sus padres con él de niño, cuando sus poderes estaban ya sellados.
Le gusta ser un demonio, no odia su naturaleza, a pesar de arrepentirse de lo que hizo.
Tiene una relación con Silya
Sonreí cuando Silya aceptó que fueramos hasta la parte alta de la colina. Subí rápidamente, con forma de lobo y me quedé parado arriba con la sensación de que estaba por ahí cerca. Silya no subió con tanta prisa, evidentemente a ella le daba igual si mamá estaba ahí o no, pero yo quería presentarsela, ella nunca me había hablado de la hija de Fifi y como me había hablado de él estaba seguro de que le haría mucha ilusión conocerla. No logré verla y tampoco captaba su olor o algún ruido, pero sabía que estab allí. Busqué con la mirada y lo único que me llamó la atención fue una piedra que había bajo el árbol. Me acerqué a mirarla, con forma de niño de nuevo por que era más fácil para no pisarme la ropa. No estaba detrás del árbol tampoco asi que incliné la cabeza  aun lado.
-Pensaba que mamá estaría aquí -Dije mirando a Silya. Habiendome olvidado de ello, un rato desupés de estar jugando, al tocar la roca me di cuenta que había algo marcado. No sabía leer aún, acababa de empezar, asi que tan solo reconocía el nombre de mamá.
-Silya, ¿qué pone aquí? -Le pregunté, señalando las dos palabras que había debajo de "Learty".

Scar:
-Nombre: Marie Anne Limesground, "Scar"
-Edad: 89
-Descripción fisica: La piel de Scar es de un tono claro pero algo más oscuro que la de Wendy pues se pasa más tiempo al sol, sus ojos de un tono lavanda suave y el pelo violeta casi blanco, siempre atado en una coleta o trenza, casi nunca decorado con nada salvo algún lazo regalo de su amiga Wendy. Le gusta vestir cómoda, con camisetas simples de colores básicos, su chaqueta de "aventuras" y unos pantalones casi siempre destrozados por sus continuos viajesfuera de la casa. Le gusta llevar un a cinta al cuello como si fuera un collar y un par de pulseras que su hermana le dió cuando eran más pequeñas. A su espalda, dos enormes alas marrones creadas por Tefael le dan el aspecto de ángel que siempre quiso.


-Descripción psicológica:  Una chica fuerte, dura, borde y algo agridulce. Es muy directa cuando tiene algo que decir y no se corta un pelo al hablar. Es borde si la situación lo requiere pero sabe cuando debe mantenerse callada. Su caracter desaparece cuando ve un ciervo, pues es su animal favorito.
-Historia: Amaia y Eduardo, sus padres, abandonaron a Scar a sus siete años en la aldea donde ha crecido desde entonces, diciendo que iban a buscar a su hermana. Jamás volvieron. Scar no les odia, pero sabe que si volvieran no los trataria como padres. Se crió con ayuda de los padres de Cain, que la cuidaban como alguien más de la familia, y unos vecinos sin hijos, que la acogieron como tal. Estos han sido desde entonces sus padres, viven aun en la aldea, aunque ella decidió montarse su propia casa más cerca del bosque, bien camuflada, como refugio para un posible ataque. Su historia no es más compleja que eso.
La unica peculiaridad es que su padre era un ángel caido, por lo que la mancha de oscuridad devoró una de las alas de Scar antes de que esta comenzase a andar. Es una mutación genetica que no afectó a su hermana mayor.
-Gustos y disgustos:
+Correr junto a Ocho
+Nadar en el lago desnuda
+El pescado, en especial la trucha frita
+Aunque jamás lo admitirá, volver a ver a sus padres
+Isaro
-Luna nueva
-Eclipses
-Que se burlen por su unica ala
-....
-Poderes: Mantener la estabilidad en una caida
Arma sagradas (regalo de sus padres para que se protegiera), es una daga que hace mucho dejó de ser realmente sagrada
Curación
Vuelo
Si sus emciones se descontrolan, comienza a llover a su alrededor.
-Extras: Vive con Wendy en su casa junto al bosque, aunque visita a sus padres cada dos dias.
Tiene un perro llamado Ocho en el bosque. Entra a casa a dormir y come con ella. Ocho es un mestizo de Pastor alemán y Rottweiler y lo llamó asi por el antifaz que tiene en los ojos, que forma el simbolo infinito.
Es mitad guardían, mitad alquimista con un don innato mínimo para Miada, es decir, no cura las heridas, sino que las restaura. No sabe controlar el tiempo ni sabe que tiene este poder, ya que nunca se ha activado.
El nombre real de su hermana era Rilleta Kathleen pero, al ser muy largo y dificil, todos la llamaban cariñosamente Ricca.
Tiene una relación con Isaro y ha comenzado a vivir con él
Me sentí un poco mal por haber engañado a Isaro, que enseguida se dio cuenta de que me encontraba mal y no aceptó ninguna queja cuando me mandó a descansar. Me fui tal como me pidió pero no estaba cansada, asi que simplemente me tumbé en el sofá.
-Solo me he mareado un poco, no te preocupes -Le pedí, sabiendo que no iba a servir de nada. Como no quería que fuera a peor, simplemente hice lo que me pidió, quedandome quieta y comiendo lo que me ofrecía. Me apoyé en él cuando se sentó conmigo.
-¿Quieres ir a ver como esta Silya? -Le pregunté -Ayer parecía no encontrarse demasiado bien con lo que estaba pasando -No sabía si él se había fijado, pero me daba la impresión de que ver a su pareja como a un niño no le agradaba demasiado.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:19 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

819 Re: La guerra de los Mil Años el Sáb Nov 25, 2017 3:17 pm

Silya

Por suerte, aunque Cain buscó por todos lados no encontró a Lear ni entendió que estaba jugando encima de donde ella estaba enterrada. Hice un gesto de saludo hacia la zona no queriendo ser descortés por ir sin pedir permiso antes.

Cain se divirtió un rato más antes de preguntarme lo que ponía en la piedra -Os quiero- leí sin más antes de decirle que iba siendo hora de volver a casa, tenía que ver si había algo de comida o debía de cocinar algo… esperaba que eso último no tuviera que pasar, no quería envenenar al pequeño Cain con mi comida de principiante.




Isaro

Después de prepararle algo y asegurarme de que se lo comía, me relajé un poco. Scar era muy importante para mí, y solo pensar que estaba enferma hacía que me pusiera nervioso, no quería que sintiera cualquier tipo de dolencia… al menos si podía impedirlo de alguna manera. Negué su pregunta, quería verla, pero no pensaba dejar sola a Scar -No va a ser mucho tiempo, seguro que Wendy le hace compañía- entendía que estar con la persona que amas sabiendo que ni se acordaba de ti ni tenía la capacidad mental para notar que algo ocurría debía ser difícil, pero ella era fuerte y lo soportaría por los días que faltaban. Cuando estuviera seguro de que Scar estaba mejor o cuando se durmiera, iría a hacerle una visita rápida y le llevaría algo que le gustara y la animara aunque fuera mínimamente.

Ver perfil de usuario

820 Re: La guerra de los Mil Años el Sáb Nov 25, 2017 3:44 pm

Cain / Sessaibushi:
-Nombre: Sessaibushi "Cain" DeepDark
-Edad: 130 años
-Descripción fisica: Su apariencia humana es similar a cualquier otro hombre que puedas cruzarte. Pelo algo más largo de lo habitual, de semblante duro, alto y ligeramente corpulento pero nada muy llamativo. Podría ser desde un soldado cualquiera hasta un panadero o un nómada. Apuesto y caballeroso pero con algo extraño. quizás tan solo un sentimiento de incomodidad cuando su mirada es muy fija o un miedo real a que se acerque. La unica diferencia son las orejas en forma de punta que oculta bajo el pelo.
Tras la rotura del sello, mostró su forma demoniaca. Su fuerza, velocidad y destreza se disparan. El color de ojos se torna ambarino y el pelo se alarga cubriendo su cuerpo. Le salen orejas, hocico y cola. Un lobo espectral ocupa el sitio en que antes había un hombre. Sin embargo, puede volver a su forma humana.
Forma humana

Forma demoniaca completa


-Descripción psicológica: A pesar de ser un demonio, su personalidad y educación lo mueve a ayudar a otras personas, humanos, ángeles o demonios, e intentará hacer lo que esté en su mano Esta es una forma de vivir muy amable y generosa, pero él sabe que es egoísta, pues más que hacerlo por otros, lo hace como compensación por lo ocurrido, para tener la conciencia tranquila.
Si bien sus poderes aumentan cuando los sentimientos negativos que lo rodean son más fuerte
s, este poder va quemándolo como ponzoña venenosa, volviendolo fuerte pero malvado. Por supuesto, no le gusta en absoluto la sensación de estar usando a los demás como canalizadores, por lo que busca liberar su propio poder sin que nadie tenga que odiar, matar o herir a otros. Solo tiene cariño por tres cosas, que lo acompañan en su viaje y de las que jamás se separa: Las espadas que su padre le regaló y una foto que tiene de su familia cuando aún estaban todos. 
Conoce su apellido real, pero no tiene cariño ni curiosidad por establecer contacto con sus abuelos, lo que sus padres le contaron fue más que suficiente para que todo el interés que sentia por esos demonios desapareciese. 


-Historia: En el mundo de los demonios, conocido como Infierno, no es extraño conocer el enlace entre dos demonios unidos por el interés paterno de aumentar su honor, orgullo y renombre. Allí donde la desolación y los sentimientos amargos son el pan de cada día, cuanto más poder se tiene, mayor respeto corresponde a la familia. Aunque las cosas han cambiado un poco, esta fue la razón de que Learty, una joven de la conocida familia demoníaca Rivernigth, huyera de lo que sus padres habían preparado para ella, de la mano del apuesto sirviente que vivía con ellos.
De esta aventura por los mundos, un amor dio paso a la relación clandestina de ambos jóvenes, que viajaron por el Infierno y la tierra humana conociendo sus costumbres y a sus gentes.
Veinte años después, el timbre de la mansión Rivernigth sonó con un apremiante tono de alarma. Al abrirse la puerta, la dulce Learty envuelta en lágrimas pidió ayuda. La guerra habia estallado en el mundo humano y los habia cogido en medio. Ni el avanzado estado en que se encontraba el embarazo de la chica, ni sus heridas o la presencia del marido de esta, herido gravemente, casi inconsciente, ablandó el corazón de sus padres, que cerraron las puertas fingiendo no reconocerla.
Obligandose a ser fuerte, Learty volvió al mundo humano con su marido. La casa era todo lo que tenian y desde ese momento decidieron dejar atras el apellido de ambos y comenzar la segunda parte de su aventura siendo la familia DeepDark, sin honor, sin conocidos, sin nada.
El doloroso parto tuvo lugar en el mundo humano, la madre quedo exahusta, por lo que Crypthorn tuvo que utilizar todos sus conocimientos en espadas, magia y la fuerza de la que disponia para proteger a su mujer y a su hijo, Sessaibushi, el nombre del hermano fallecido de Cryp.

Tras la recuperación y el encuentro de un lugar donde vivir, cuando el pequeño Sessai cumplia los tres años, sus padres tomaron la decision mas dificil. Al serle imposible ocultar su energia demoniaca, los humanos se sentian agresivos hacia el pequeño. Debian protegerlo. La forma mas segura para todos era aprovechar que los ojos del pequeño tenian un color humano para sellar su potencial y que, a ojos ajenos, fuera un niño humano como tantos otros, hasta que llegase la edad en que fuera capaz de cuidarse.
Para evitar que estuviera completamente indefenso, su padre le enseñó todo lo que sabia sobre espadas, reconociendo que Sessai era muy bueno en el manejo de estas, llegando a usar dos y superar a su padre a los 60 años (aparentando 16). Por su parte, Learty no queria enseñarle nada de poderes demoniacos, por lo que solo le contaron la verdad, evitando contarle lo que pudiera asustarlo.

Ajeno a ellos, la guerra avanzaba y cuando la familia se pensaba segura, un giro los separó, dejando al chico con su madre y al padre desaparecido. Delante de él, un ángel confundido atravesó a su madre con su propia arma. El sello que mantenia al demonio de Sessai oculto se rompió, liberandose. La cara del chico se alargó, sus dientes crecieron y cayo a cuatro patas. Un enorme lobo demoniaco de pelo morado claro y negro miraba a los hombres con ojos rojos, llenos de lagrimas. De un mordisco, enloquecido por el dolor de la perdida, mató a aquel que tenia mas cerca. Uno tras otro, todos murieron entre sus fauces, y solo el angel, que habia salido antes de que Learty muriera, estaba vivo. 
La consciencia de Sessai estaba apagada, y su moral y etica se habia quedado encerrada bajo los recuerdos de la reciente muerte de su madre. Sin ver nada, las muertes continuaron durante un rato, todo aquel que le atacaba, era despedazado, fuera quien fuera.
Nadie parecia capaz de pararlo, pero un lobo similar, de un color mas apagado pero de tamaño mayor consiguio tumbarlo. Mientras Sessai se revolvia, ambos, padre e hijo, volvian a su forma humana. No hicieron falta palabras, Crypthron lo sabia. Su esposa, la madre de Sessai, habia muerto. La sangre emanaba el olor de la desesperacion que intentaba ocultar de su hijo.
Sus caminos tardaron aun 1 año en separarse. Cuando una pista del angel causante de todo aquello hizo que Crypthorn olvidara su camino, las nuevas enseñanzas a su hijo para ayudar a su despertar repentino y ahogar el dolor de la perdida, para guiarse por la venganza en la que jamas habia pensado. La peticion de Sessai de que no lo hiciera tardo en hacer efecto, un par de semanas siguiendo al hombre, apagaron la llama del odio.
Si bien el poder de Crypthorn y Sessaibushi era cada vez mayor por la desesperacion de los humanos, ninguno queria seguir lo que su raza solia escoger. Aquel mundo era el que su madre habia elegido, en el que habian vivido durante tanto tiempo y donde ella habia muerto. En un viaje a la tumba de Learty, padre e hijo sabian el siguiente paso. Aventuras separadas, necesitaban pensar, digerir lo ocurrido. Crypthorn partio al anochecer en direccion norte. Sin despedidas, llantos o mentiras. Solo una promesa de reencontrarse cuando sus almas estuvieran recuperadas.
Seis años después, el dia a dia de Cain, el nombre humano que Sessai adopto por ser mas facil que el real, se basaba en ayudar a aquellos que lo necesitaban, a la fuerza si era necesario.

-Gustos y disgustos:
 +Las noches de luna llena
 +Ayudar a la gente
 +Su poder demoníaco cuando esta bajo control
 +Carne
 +
 -Matar por error
 -Descontrolarse
 -Quedarse bloqueado
 -Pescado

-Poderes:
*Poderes de demonio estándar:
Ver el aura de las personas: Al utilizarlo para aumentar su poder, desarrollaron la capacidad de ver las auras. Su forma y color es diferente en cada persona, pero solo se ven cuando el dueño siente algo fuerte. La textura es siempre similar a un vaho, semitransparente, no se "ve" a no ser que se mire.
Visiones de un futuro cercano: El leido debe estar dormido, inconsciente o en coma para poder ser objeto de este poder. El "ritual" es diferente para cada familia, pero el resultado es siempre el mismo, entre 5 y 10 segundos de una escena que ocurrira en el futuro. No es un poder exacto, podría mostrar un peligro, una pista o simplemente una imagen de lo que va a desayunar.
Sobrehumano: Su capacidad sobrehumana les permite moverse por zonas contaminadas sin sentir los efectos de estas (excepto radiación en grados altos)
Modificación temporal de apariencia demoniaca: A pesar de ser muy cansado, en ocasiones, los demonios utilizan la energía oscura ambiental para modificar a ojos de quienes les ven su apariencia demoniaca, no pudiendo cambiar su forma pero si ciertos aspectos como el color del pelo o las escamas, los ojos o el tamaño de los colmillos, incluso su aparición. Esto para quienes tienen mucho potencial mágico (como arcángeles o altos cargos infernales) se ve como una ilusión translucida sobre la verdadera apariencia del sujeto.
Absorción de sentimientos negativos: La ira, el miedo, el dolor y la venganza son algunos de los poderes que más energía y poder suministran a los demonios, que son capaces de utilizarlos a su favor.
*Poderes de Cain:
Velocidad aumentada: Como demonio lobo tiene la capacidad de correr grandes distancias a gran velocidad sin cansarse aunque, una vez pare, deberá descasar hasta reponerse.
Visión nocturna:
 Gracias a su naturaleza lobuna, es capaz de ver sin problemas en noches de luna nueva, tanto en su forma humana como demoníaca.
Alimentación animal: Esto es más una característica, pero por su forma de depredador puede comer carne cruda sin problemas para su organismo.
Comunicación:
 Puede entender y hablar con lobos.

-Extras: Sus padres escogieron un apellido nuevo para su familia, evitando asi dañar de alguna forma a la familia de la chica.
Entre sus ropas esconde una vieja foto de sus padres con él de niño, cuando sus poderes estaban ya sellados.
Le gusta ser un demonio, no odia su naturaleza, a pesar de arrepentirse de lo que hizo.
Tiene una relación con Silya
La piedra era extraña y me daba ganas de quedarme ahí con ella, pero también ganas de escapar y no dejar de correr hasta estar lejos. Cuando Silya me explicó qué ponía, algo en mi cabeza comprendió qué era esa piedra. No tenía lógica, mamá estaba el día anterior a que me despertase en un sitio extraño rodeado de gente rara.
-Silya... ¿mamá esta muerta? -Le pregunté después de rozar suavemente las marcas donde estaba escrito "quiero". No hizo falta que me contestase, ya sabía la respuesta. Comencé a llorar al darme cuenta de porqué no había encontrado a mamá. Mi llanto debió asustar a Silya, pero...
-¿Papá se ha quedado solo? ¿Por eso esta enfadado conmigo? -Le pregunté, aunque era probable que no pudiera entender lo que le estaba diciendo -No quiero que papá se quede solo, no quiero que llore -Me acerqué a abrazar a Silya, que era la única persona que había cerca.

Scar:
-Nombre: Marie Anne Limesground, "Scar"
-Edad: 89
-Descripción fisica: La piel de Scar es de un tono claro pero algo más oscuro que la de Wendy pues se pasa más tiempo al sol, sus ojos de un tono lavanda suave y el pelo violeta casi blanco, siempre atado en una coleta o trenza, casi nunca decorado con nada salvo algún lazo regalo de su amiga Wendy. Le gusta vestir cómoda, con camisetas simples de colores básicos, su chaqueta de "aventuras" y unos pantalones casi siempre destrozados por sus continuos viajesfuera de la casa. Le gusta llevar un a cinta al cuello como si fuera un collar y un par de pulseras que su hermana le dió cuando eran más pequeñas. A su espalda, dos enormes alas marrones creadas por Tefael le dan el aspecto de ángel que siempre quiso.


-Descripción psicológica:  Una chica fuerte, dura, borde y algo agridulce. Es muy directa cuando tiene algo que decir y no se corta un pelo al hablar. Es borde si la situación lo requiere pero sabe cuando debe mantenerse callada. Su caracter desaparece cuando ve un ciervo, pues es su animal favorito.
-Historia: Amaia y Eduardo, sus padres, abandonaron a Scar a sus siete años en la aldea donde ha crecido desde entonces, diciendo que iban a buscar a su hermana. Jamás volvieron. Scar no les odia, pero sabe que si volvieran no los trataria como padres. Se crió con ayuda de los padres de Cain, que la cuidaban como alguien más de la familia, y unos vecinos sin hijos, que la acogieron como tal. Estos han sido desde entonces sus padres, viven aun en la aldea, aunque ella decidió montarse su propia casa más cerca del bosque, bien camuflada, como refugio para un posible ataque. Su historia no es más compleja que eso.
La unica peculiaridad es que su padre era un ángel caido, por lo que la mancha de oscuridad devoró una de las alas de Scar antes de que esta comenzase a andar. Es una mutación genetica que no afectó a su hermana mayor.
-Gustos y disgustos:
+Correr junto a Ocho
+Nadar en el lago desnuda
+El pescado, en especial la trucha frita
+Aunque jamás lo admitirá, volver a ver a sus padres
+Isaro
-Luna nueva
-Eclipses
-Que se burlen por su unica ala
-....
-Poderes: Mantener la estabilidad en una caida
Arma sagradas (regalo de sus padres para que se protegiera), es una daga que hace mucho dejó de ser realmente sagrada
Curación
Vuelo
Si sus emciones se descontrolan, comienza a llover a su alrededor.
-Extras: Vive con Wendy en su casa junto al bosque, aunque visita a sus padres cada dos dias.
Tiene un perro llamado Ocho en el bosque. Entra a casa a dormir y come con ella. Ocho es un mestizo de Pastor alemán y Rottweiler y lo llamó asi por el antifaz que tiene en los ojos, que forma el simbolo infinito.
Es mitad guardían, mitad alquimista con un don innato mínimo para Miada, es decir, no cura las heridas, sino que las restaura. No sabe controlar el tiempo ni sabe que tiene este poder, ya que nunca se ha activado.
El nombre real de su hermana era Rilleta Kathleen pero, al ser muy largo y dificil, todos la llamaban cariñosamente Ricca.
Tiene una relación con Isaro y ha comenzado a vivir con él
Isaro parecía estar esforzandose todo lo posible por no mostrarse preocupado por mi, pero en la cara podía notar que fruncia levemente el ceño mientras no me miraba. Comí sin quejarme, pero me acerqué a darle un beso en la mejilla.
-Solo ha sido un mareo -Lo rodeé con los brazos, encantada de saber que, aunque Silya estuviera en el pueblo, yo seguía siendo si prioridad -, puedes ir esta tarde, pero quiero que termines mi dibujo -Le pedí, sabiendo que no rechazaría mi petición. Le di un par de besos en el cuello, esperando poder borrar su preocupación aunque fuera solo un poco.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:19 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

821 Re: La guerra de los Mil Años el Sáb Nov 25, 2017 6:36 pm

Silya

No me esperaba que se pusiera a llorar de repente, lo cogí en brazos para consolarlo -No está solo, te tiene a ti y tiene a mi papá- respondí intentando consolarlo con palmaditas en la espalda mientras ponía rumbo a casa. Ir allí no había sido una buena idea, y era mejor cambiar de ambiente cuanto antes.

Cain siguió llorando hasta llegar a casa donde me encontré con Wendy en la puerta y silenciosamente le supliqué por su ayuda… no sabía que hacer para consolarlo o al menos para que dejara de llorar. A ella se le daban bien los niños, tal vez sabía como tranquilizarlos  y hacer que se durmieran o algo similar.



Isaro

Aunque me besó y la veía bastante feliz no estaba seguro de su salud -La primera vez que enfermaste cuando nos conocimos también dijiste que solo era un mareo- respondí, quizás era demasiado protector, pero no quería que se mareara fuera y pasara frío sin que nadie se percatara o pudiera cargarla de vuelta a casa. También tenía que admitir que tenía buenos recuerdos de aquel día en el que Scar me besó por primera vez.

Me sonrojé al sentir sus labios por mi cuello, era malvada cuando quería -Esta bien, de todos modos no me queda tanto- respondí entrelazando mis dedos con los suyos, no tenía prisa por levantarme a por el dibujo. Prefería estar con Scar un rato más sin nada importante que hacer.

Ver perfil de usuario

822 Re: La guerra de los Mil Años el Dom Nov 26, 2017 6:03 am


Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.
Estaba ya sentada en la puerta de la casa, decidiendo que iban a tardar un rato cuando apareció Silya con el pequeño Cain llorando. Su mirada alarmada pedía ayuda a gritos, asi que me acerqué.
-Vaya, que niño más guapo -Dije, haciendo que, aunque seguía llorando, se girase a mirarme -¿Porque lloras? ¿Te has hecho daño? -Sus lágrimas aumentaron considerablemente y dijo algo que no llegué a entender. Pedí que lo repitiera y esta vez, al menos, pude deducir lo que decía.
-Eso quiere decir que ahora vas a cuidar de tu papá, ¿verdad? -Le pregunté, haciendo que se girase de nuevo a mirarme, preguntandome por que -Seguro que tu papá se siente ahora triste y solito, asi que tienes que conseguir que se olvide un poco de lo que ha pasado -La revelación de su nueva "misión" hizo que su llanto se detuviera y mirase a Silya, sin saber cómo se hacía eso.

Scar:
-Nombre: Marie Anne Limesground, "Scar"
-Edad: 89
-Descripción fisica: La piel de Scar es de un tono claro pero algo más oscuro que la de Wendy pues se pasa más tiempo al sol, sus ojos de un tono lavanda suave y el pelo violeta casi blanco, siempre atado en una coleta o trenza, casi nunca decorado con nada salvo algún lazo regalo de su amiga Wendy. Le gusta vestir cómoda, con camisetas simples de colores básicos, su chaqueta de "aventuras" y unos pantalones casi siempre destrozados por sus continuos viajesfuera de la casa. Le gusta llevar un a cinta al cuello como si fuera un collar y un par de pulseras que su hermana le dió cuando eran más pequeñas. A su espalda, dos enormes alas marrones creadas por Tefael le dan el aspecto de ángel que siempre quiso.


-Descripción psicológica:  Una chica fuerte, dura, borde y algo agridulce. Es muy directa cuando tiene algo que decir y no se corta un pelo al hablar. Es borde si la situación lo requiere pero sabe cuando debe mantenerse callada. Su caracter desaparece cuando ve un ciervo, pues es su animal favorito.
-Historia: Amaia y Eduardo, sus padres, abandonaron a Scar a sus siete años en la aldea donde ha crecido desde entonces, diciendo que iban a buscar a su hermana. Jamás volvieron. Scar no les odia, pero sabe que si volvieran no los trataria como padres. Se crió con ayuda de los padres de Cain, que la cuidaban como alguien más de la familia, y unos vecinos sin hijos, que la acogieron como tal. Estos han sido desde entonces sus padres, viven aun en la aldea, aunque ella decidió montarse su propia casa más cerca del bosque, bien camuflada, como refugio para un posible ataque. Su historia no es más compleja que eso.
La unica peculiaridad es que su padre era un ángel caido, por lo que la mancha de oscuridad devoró una de las alas de Scar antes de que esta comenzase a andar. Es una mutación genetica que no afectó a su hermana mayor.
-Gustos y disgustos:
+Correr junto a Ocho
+Nadar en el lago desnuda
+El pescado, en especial la trucha frita
+Aunque jamás lo admitirá, volver a ver a sus padres
+Isaro
-Luna nueva
-Eclipses
-Que se burlen por su unica ala
-....
-Poderes: Mantener la estabilidad en una caida
Arma sagradas (regalo de sus padres para que se protegiera), es una daga que hace mucho dejó de ser realmente sagrada
Curación
Vuelo
Si sus emciones se descontrolan, comienza a llover a su alrededor.
-Extras: Vive con Wendy en su casa junto al bosque, aunque visita a sus padres cada dos dias.
Tiene un perro llamado Ocho en el bosque. Entra a casa a dormir y come con ella. Ocho es un mestizo de Pastor alemán y Rottweiler y lo llamó asi por el antifaz que tiene en los ojos, que forma el simbolo infinito.
Es mitad guardían, mitad alquimista con un don innato mínimo para Miada, es decir, no cura las heridas, sino que las restaura. No sabe controlar el tiempo ni sabe que tiene este poder, ya que nunca se ha activado.
El nombre real de su hermana era Rilleta Kathleen pero, al ser muy largo y dificil, todos la llamaban cariñosamente Ricca.
Tiene una relación con Isaro y ha comenzado a vivir con él

Abracé a Isaro, que intentaba hacerse el duro cuando se había sonrojado por tan solo un par de besos en el cuello. me reí cuando me acusó de que esa era mi escusa para casi siempre que me sentía mal, pero realmente solo era mareo.
-Te prometo que me portaré bien -Le dije al oido, dandole también un beso ahí -, si quieres ir a ver a Silya no voy a escaparme -Estaba claramente preocupado y con lo terco que se había puesto era suficiente para mi.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:19 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

823 Re: La guerra de los Mil Años el Dom Nov 26, 2017 1:08 pm

Silya

Wendy no tardó en intentar calmarlo y conseguirlo casi enseguida, le agradecí inmensamente con la mirada. Al ver que Cain no tenía ni la más mínima idea sobre cómo hacer que su padre no se sintiera triste y solo, me puse a pensar que podría hacer feliz a Cryp -Primero tenemos que comer para recuperar fuerzas, mientras comemos te resolvemos todas las dudas- respondí sabiendo que el pequeño tenía que comer. Lo demás podía ser pospuesto.

Entramos lo tres en la casa, empezando a hacer cada uno una cosa. Cain y yo empezamos a colocar la mesa, al tiempo que Wendy calentaba la comida que quedaba -Muchas gracias por venir, no sabía ya qué hacer para calmarlo- comenté una de las veces en las que coincidí con ella al llevar los platos. Tenerla cerca me dejaba descansar un poco la mente y pensar en otras cosas que no fueran Cain.



Isaro

La miré más sonrojado que antes, no me había esperado que me susurrara tan cautivadoramente ni que posara sus labios en mi picuda oreja -Si insistes tanto iré, pero más adelante. No tenemos prisa y Silya estará bien por unas horas nada malo le pasará- le aseguré dándome cuenta de que sí se preocupaba por mi amiga… parecía que se estaban empezando a llevar mejor.

Permanecí al lado de Scar mientras terminaba el dibujo, le había dado mucho movimiento al cuerpo gracias a que se había apoyado en la mesa mirando directamente hacia donde yo estaba. Era la primera vez que la dibujaba sabiendo ella que la estaba plasmando en un papel.

Ver perfil de usuario

824 Re: La guerra de los Mil Años el Dom Nov 26, 2017 1:28 pm


Wendy:
-Nombre: Wendy D'font
-Edad: 20
-Descripción fisica: Una chica de cabellos largos, ojos color miel y piel clara. Es un poco más delgada de lo que a Scar le gustaría, pero se niega a comer más de lo que necesita. Suele llevar las manos limpias y las uñas arregladas, el pelo suelto decorado con un lazo y no utiliza ni pulseras ni colgantes, tampoco anillos. Le gusta ir con colores cálidos, como el marrón o el naranja, y prefiere los vestidos, a no ser que necesite llevar pantalones (por ejemplo, para ir a la montaña o ayudar en algo).



-Descripción psicológica:  Desde pequeña siempre ha sido una chica tímida pues sus padres, al ser un mitad ángel y una medio demonio no eran bien vistos en casi ningún circulo social. Le encanta la naturaleza y con su tía aprendió todo lo que pudo antes de que sus caminos se separasen, por lo que se enfada si alguien la hiere o ensucia. No le gusta hacer daño a los animales ni destrozar las plantas, por lo que prefiere no mirar cuando hay caza o talan para leña. Es muy dulce y amable, pero su timidez le impide mucha de la sociabilidad que le gustaría tener, por suerte para ella, Scar es un remolino. De llanto fácil y alegría contagiosa, parece más una niña cuando esta rodeada de algo que le gusta.
-Historia: Los padres de Wendy, su tía y su primo mayor se mudaron a la aldea improvisada cuando ella tan solo tenía tres años. Sus recuerdos de esa época son borrosos, pero el olor del valle, la tranquilidad y el haber huido de unos horribles ruidos nocturnos hicieron que la pequeña durmiese bien y sin problemas durante el resto del tiempo. Nicole, su tía, la alentó con su amor a la naturaleza, enseñandole a partir de los cinco años todo lo que sabía y la pequela podía aprender. Su madre, Martha, una medio demonio que había escapado por los pelos de la masacre a su familia, la cuidaba pero nunca la notó tan cariñosa como cuando estaba con su padre. Wendy no lo entendía y sus preguntas se respondian con "tiene un mal día, cielo". Jack, su padre, medio ángel, intentó enseñarle la magia que conocía, pero enseguida se dieron cuenta que las habilidades sobrenaturales de la pequeña no se desarrollarian si ella no quería. Y la pequeña, ignorando a sus maestros, salía corriendo tras una mariposa o se paraba a alimentar a cualquier animal.
Conforme crecía, algunas de las conversaciones qe antes pasaban inadvertidas para ella, fueron cobrando sentido. Su madre se había quedado embarazada sin proponerselo, Jack no quería hijos pero no había sido capaz de abandonar a Martha a su suerte. Siendo una niña no deseada, aunque si su madre la veía llorar o herida, si se paraba, no solía mostrar verdaderos signos de amor a su pequeña. Nicole, hermana de Jack, que no había podido tener hijos, le brindaba todo el cariño que su madre no le profesaba. Noir, su primo mayor, hijo del marido de Nicole, fruto de una relación anterior, un ángel, no era partidario de jugar con niñas. Él quería unirse al ejercito.
Cuando cumplió los 16 años, se escapó de casa, haciendo que su madre fuera tras él.  Algunas cartas llegaron durante los siguientes años, con su nuevo hogar, la novia de Noir y el nuevo hijo, un humano adoptado por parte de Nicole. Pero, tras un par de semanas sin noticias, los padres de Wendy tomaron rumbo a aquella morada, dejando a la joven en aquella aldea protegida, donde estaban seguros de que su vida continuaria tranquila y sin problemas. Le mandan una carta cada semana mínimo y, si no pueden, una paloma de luz, creada por Jack, la visita poco despues, para llevarle un regalo y quedarse con ella al menos unas horas.
-Gustos y disgustos:
+La naturaleza
+Los animales (sobre todo los zorros y serpientes) y las plantas (sobre todo la lavanda y la menta)
+Los dias con el cielo lluvioso
+La cecina
+Té de lavanda (Laimae) y menta
+Las noches donde las nubes rodean la luna.
+Cuevas oscuras
-Los sobrenaturales extremistas
-Su tio
-Que le pregunten algo y se la queden mirando muy fijamente
-Que Scar llore
-Poderes: No los ha desarrollado (por elección propia).
-Extras: Cuida de los niños de la aldea y es la profesora de naturaleza oficial, encargada de ir a por hierbas medicinales y separación de hongos venenosos. Vive con Scar desde hace relativamente poco, pero se lleva genial con ella. Ha aprendido medicina humana para complementar los conocimientos de Scar.
El Cain de 5 años era muy cabezón cuando quería y tal como pidió, dejamos que llevase los cubiertos él solo. Su paso era lento, pero seguro, llevandolos todos dentro de uno de los vasos que también había insistido en llevar. Eso nos dio a Silya y a mi un pequeño momento para hablar, ya que su oido aún no era tan agudo como el de adulto. Le sonreí, viendo que estaba bastante agotada por todo lo que estaba pasando.
-Si quieres puedo quedarme yo un rato con él, asi das una vuelta y descansas un poco -Le ofrecí -De todas formas no creo que fuera muy dificil que se duerma un rato por la tarde -Los niños tan pequeños eran fáciles de manipular para que eligieran dormir un poco por si mismo, dejando asi tiempo a los adultos también para descansar, pero estaba segura de que Silya se sentiría mal haciendo eso.
-Tengo que hacer unas mezclas de plantas para infusiones y cremas, aunque es mucho trabajo para mi -Dije cuando el pequeño entro en la cocina, haciendo que rápidamente se ofreciese para ayudar. Miró a Silya con los ojos muy brillantes pidiendole permiso, diciendo que si podían jugar al día siguiente para poder ayudarme.



Última edición por Adamaris el Lun Nov 27, 2017 3:18 pm, editado 1 vez


_________________

Ver perfil de usuario

825 Re: La guerra de los Mil Años el Dom Nov 26, 2017 3:03 pm

Silya

No es que no apreciara a Cain, es que era incapaz de cuidarlo correctamente o demostrarle el verdadero amor que sentía por él… esperaba que no se enfadara si cuando volviera lo recordaba -Eso me ayudaría mucho- contesté aceptando que lo cuidara durante la tarde. Me reí al descubrir lo lista que era con los niños y dejándole a Cain que ayudara a Wendy con todo el "trabajo" que tenía.

Después de comer algo más tarde de lo normal, fui a casa de Isaro. Me apetecía mucho verlo pues en la mañana no apareció y me preocupaba que pudiera haberle pasado algo. Él me recibió con una gran sonrisa diciéndome que pensaba pasarse dentro de poco. No tardó en explicarme que Scar se sentía un poco mareada y que por eso se quedaron en casa. Estuvimos hablando un rato hasta que me percaté de que tenía las manos manchadas de gris oscuro. Me alegré mucho al ver que se había aficionado al dibujo, Isaro me los enseñó haciendo que me fijara uno que al parecer había hecho hacía nada. Era un retrato de un rostro muy familiar para mí… tenía el cabello lacio hasta un poco más arriba de los hombros con una trencita en uno de los lado que quedaba muy linda, a conjunto con su adorable sonrisa -Me encanta- admití recordando aquello tiempos -No creo que a Edahi le guste tanto- respondió risueño. Sí, ese era Edahi, en aquella época parecía una chica muy guapa y dulce… lo único que la diferenciaba de una que siempre se negó a ponerse vestidos o faldas, y aún así a dónde íbamos pensaban que era una chica joven que usaba pantalones por comodidad para su trabajo -¿Me harías uno igual para tenerlo yo?- le pregunté recibiendo una sonrisa como afirmación.

Los tres estábamos en el sofá sentados haciendo que poco a poco me fuera inclinando hacia Isaro quedándome dormida sin percatarme. Por fin estaba relajada y eso hizo que a pesar de no ser una hora muy tardía el sueño me venciera inadvertidamente.

Ver perfil de usuario

Contenido patrocinado


Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba  Mensaje [Página 33 de 37.]

Ir a la página : Precedente  1 ... 18 ... 32, 33, 34, 35, 36, 37  Siguiente

Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.